Público
Público

Día Internacional de la Mujer La ministra de Igualdad se mantiene en la tribuna y no secunda el paro de las mujeres

Dolors Montserrat acaba un debate en solitario ante la ausencia de la diputada de Unidos Podemos que la interpelaba sobre el colectivo LGTB.

Publicidad
Media: 3.50
Votos: 2
Comentarios:
La ministra de Sanidad, Dolors Montserrat,iz., y el de Cultura, Íñigo Méndez de Vigo, en el Congreso de los Diputados, donde  se celebra en sesión plenaria la sesión de control al Gobierno. EFE/Sergio Barrenechea

La ministra de Sanidad, Dolors Montserrat,iz., y el de Cultura, Íñigo Méndez de Vigo, en el Congreso de los Diputados, donde se celebra en sesión plenaria la sesión de control al Gobierno. EFE/Sergio Barrenechea

La ministra Dolors Montserrat, responsable de las políticas en materia de igualdad del Gobierno, no ha secundado el paro de media hora en protesta por la discriminación que sufre la mujer en todos los ámbitos en la sociedad actual, tanto en España como en el mundo, en el Día Internacional de la Mujer.

A la hora de la convocatoria, el mediodía, la titular del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad intervenía en la tribuna del Congreso de los Diputados en respuesta a una interpelación formulada por el grupo parlamentario de Unidos Podemos- En Comú Podem- En Marea sobre la discriminación que sufren las personas del colectivo LGTB.

La ministra había sido interpelada por la diputada barcelonesa María del Mar García Puig quien en su intervención inicial anunció que a la hora del inicio del paro abandonaría el hemiciclo. La parlamentaria de la formación morada terminó su parlamento unos minutos antes del mediodía, momento en el que la ministra subió a la tribuna para contestar a su interpelante.

La hora del paro llegó con la ministra en el uso de la palabra, que se dirigía en todo momento a “la diputada” de Unidos Podemos cuando ésta ya había abandonado el hemiciclo junto a sus compañeras de grupo y otras parlamentarias de ERC Compromís y otras formaciones minoritarias.

Pero el momento del esperpento se produjo cuando al acabar la ministra su intervención la presidenta de la cámara, la popular Ana Pastor, llamó a la diputada interpelante. “Ante la ausencia en el hemiciclo -dijo-, ¿quiere la ministra finalizar el debate?” preguntó a la responsable de Igualdad.

Dolors Montserrat, ni corta ni perezosa, subió rauda a la tribuna de nuevo desde su escaño azul para, lisa y llanamente, leer de forma literal el escrito que tenía preparado de antemano para “responder” la réplica que se suponía que le iba a hacer la diputada García Puig. La ministra cumplió a rajatabla su “misión” y en diez minutos concluyó sus palabras que dieron paso al final de la sesión plenaria de control al Gobierno de este miércoles.

Concentración en la entrada del Congreso de los Diputados durante el paro de mujeres en el Día Internacional de la Mujer.

Concentración en la entrada del Congreso de los Diputados durante el paro de mujeres en el Día Internacional de la Mujer.

A continuación, mientras ya no pocas diputadas estaban e la Carrera de San Jerónimo junto a los leones del Palacio del Congreso de los Diputados, en su interior la presidenta de la cámara y otras numerosas diputadas del PP, socialistas y de Ciudadanos cumplieron un sencillo homenaje a la diputada de la II República Clara Campoamor, impulsora del voto femenino, consistente en colocar un busto suyo en uno de los escritorios junto al hemiciclo.

Una vez acabado este acto se sumaron a la concentración en la puerta de los leones de la Cámara unos minutos antes de cumplirse la media hora prevista para el paro de solidaridad contra la discriminación de las mujeres. Allí se pudieron escuchar varias proclamas, entre ellas “¡Aquí estamos, nosotras no matamos!”. A este momento se sumaron diversas representantes de colectivos feministas, entre ellas Lidia Falcón.