Público
Público

Montilla considera que incumplir el Estatut es "poco edificante"

De la Vega evita el choque y dice que el Gobierno "trabaja" por un acuerdo

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

A pocas horas de ser oficial el incumplimiento del Estatut por parte del Gobierno central al no haberse concretado la nueva financiación autonómica, el president de la Generalitat, José Montilla, quiso dejar clara cual es su opinión al respecto. 'Es una práctica poco edificante', sentenció con gesto grave. Antes, había rebatido la versión del Ejecutivo según la cual no se ha incumplido la norma catalana, ya que sí se ha presentado una propuesta. 'No se puede decir que se quiere cumplir un plazo legal presentando una propuesta incompleta que no se ajusta a los principios de la misma ley', replicó Montilla.

El president quiso evidenciar así su malestar por los intentos del Gobierno por quitar hierro a lo que en Catalunya se entiende como una flagrante vulneración de una ley orgánica como el Estatut, que fija un plazo de dos años a partir de su aprobación para que se concrete el nuevo sistema de financiación y que se cumplen hoy. 'La responsabilidad es de quien ha presentado la propuesta. Que nadie se engañe, que nadie se confunda', dijo Montilla señalando con el dedo al vicepresidente segundo, Pedro Solbes.

El president aprovechó una visita al pequeño pueblo de El Montmell, en Tarragona, para fijar su posición y salir así al paso de las voces que le acusaban de tibio con el Gobierno.

El dirigente catalán también tuvo palabras para sus correligionarios que, como en el caso andaluz, le han acusado de no ser realista. 'Lo que es real es que Catalunya tiene más pobres que habitantes otras comunidades y que después de practicar la solidaridad, que queremos seguir manteniendo, quedamos por debajo de la media del conjunto. ¿Es que no es eso real? ¿Y no es esa realidad profundamente injusta?', se preguntó .
Otro argumento que el líder catalán tuvo un especial interés en refutar fue el de que por encima del Estatut está la Constitución, utilizado en alguna ocasión por Solbes. Montilla contestó con una pregunta que sonaba a velada acusación:'¿Habríamos votado en las Cortes un Estatut para negarle, después, su condición de ley orgánica y no cumplirlo posteriormente?'.

Sin querer restar importancia al incumplimiento de hoy, pero sin abandonar su pragmantismo, Montilla advirtió que 'no nos levantaremos de la mesa', ya que eso sólo podría 'interesar a aquellos a quien ya les va bien mantener un estatus quo de privilegio disfrazado de solidaridad'. La receta de Montilla en la actual situación se resume en un 'esperaremos y trabajaremos' que pronunció convencido de que sí se conseguirá 'la nueva financiación que Catalunya necesita'.

Para ello cuenta con la estrategia del frente común, que hoy se escenificará con un acto conjunto entre los partidos del tripartito y CiU, aunque Montilla no resistió la tentación de lanzar un mensaje a CiU: 'Que nadie ponga palos en las ruedas de la negociación', pidió.

Precisamente, el secretario general adjunto de CiU, Felip Puig, consideró que el ejecutivo incurre en una 'ilegalidad absoluta que tendrá que hacer reflexionar en el futuro sobre cuál es la respuesta política que se da'. Esa ‘respuesta' podría ser una protesta ciudadana coincidiendo con la próxima Diada. ERC ya trabaja en esa dirección y ayer hizo un llamamiento a los empresarios a sumarse.

La vicepresidenta primera, María Teresa Fernández de la Vega, no perdió la sonrisa cuando se le preguntó por las declaraciones de Montilla. Desde Santo Domingo, donde prosigue su gira latinoamericana, según informa Ana Pardo de Vera desde República Dominicana, De la Vega comentó con tranquilidad que la propuesta del Gobierno está hecha y que 'a partir de ella, tenemos mucho recorrido para llegar a un acuerdo cuanto antes'.

Evidentemente, señaló la número dos, 'de aquí a mañana, no será posible, pero cuando existen voluntad política y lealtad, los objetivos políticos se cumplen y el Gobierno tiene como uno de ellos llegar a este acuerdo cuanto antes, lo cumplirá'.

El PP tampoco perdió comba y Esteban González Pons acusó al Gobierno de ser 'insumiso a sus propias leyes'. O sea, el PP criticando el incumplimiento del Estatut. Cosas veredes, Sancho...