Publicado: 04.10.2016 22:00 |Actualizado: 05.10.2016 19:51

Morenés asciende al general que intentó que el teniente Segura no denunciara la corrupción del Ejército

"Yo he visto lo que tú me has contado y mucho más, pero la forma de arreglarlo es trabajar día a día. No son las denuncias, porque al final el sistema te depura, se libra de ti", advertía el alto mando al oficial, que terminaría siendo expulsado de las Fuerzas Armadas, en una grabación a la que tuvo acceso 'Público'.

Publicidad
Media: 3
Votos: 16
Comentarios:
El Jefe del Estado Mayor del Ejército, el general de ejército Jaime Domínguez Buj, en el centro de la imagen, acompañado a su izquierda por José Luis Goberna, ascendido a general de división José Luis Goberna. ET

El Jefe del Estado Mayor del Ejército, el general de ejército Jaime Domínguez Buj, en el centro de la imagen, acompañado a su izquierda por José Luis Goberna, ascendido a general de división. ET

@CdelCastilloM

MADRID.- El Consejo de Ministros, por recomendación del responsable de Defensa en funciones Pedro Morenés, ha ascendido a general de división a José Luis Goberna, alto mando militar que trató de impedir que el exteniente Luis Gonzalo Segura denunciara la corrupción de la que fue testigo en el Ejército de Tierra, tal y como demuestra una grabación que el exoficial presentó ante la Justicia militar y a la que tuvo acceso Público.

El audio muestra a Goberna, ahora al mando del Centro de Sistemas y Tecnologías de la Información y las Comunicaciones de las Fuerzas Armadas (CESTIC), aconsejando a Segura, entonces su subalterno, que no denuncie ante la Guardia Civil hechos ocurridos en la Unidad de Transmisiones. Hechos como el "descontrol absoluto" en el inventario del material informático del Ejército, expedientes troceados o partidas presupuestarias de millones de euros que se gastaban en propósitos muy diferentes a los aprobados.


"Yo te voy a ayudar, te lo aseguro. Te puedo citar ejemplos mucho peores que los tuyos. Lo que me has contado no me suena nada raro. Pero es que es importante que relajes la mente"

"Yo he visto lo que tú me has contado y mucho más. Pero la forma de atacar esta empresa, sus irregularidades o las cosas que nos desmoralizan, es pelear en el día a día, porque al final ganas", afirmaba el general ante Segura, prometiéndole su colaboración: "Yo te voy a ayudar, te lo aseguro. Te puedo citar ejemplos mucho peores que los tuyos. Lo que me has contado no me suena nada raro. Pero es que es importante que relajes la mente. Eso no quiere decir que vayamos a permitir ninguna sinvergüencería ni que vayamos a permitir que nadie empañe la moral del Ejército".

"Yo te voy a ayudar —continuaba el general Goberna—. Pero deja de gastarte la pasta tío. Porque lo único que estás haciendo es engordar a un bufete y aquí estás poniendo el ambiente que te cagas". Finalmente, advierte al oficial, que dos años más tarde terminaría siendo expulsado del Ejército, que "la única manera de trabajar contra esta iglesia no son las denuncias, porque al final el sistema te depura, es tan terrible que se libra de ti".

"Estás eligiendo un camino malo porque te estás poniendo en contra al sistema. ¿Entonces qué ocurre? Que hay personas, de mayor jerarquía y con más poder, se aprovechan del sistema", sentenciaba el general, intentando amilanar a Segura sobre el futuro que estaba eligiendo al denunciar. 

Grabación de la conversación entre el general Goberna y el teniente Segura

Consulta aquí la transcripción completa.



Ningún damnificado por el 'caso Segura'... Salvo él mismo

Segura terminó siendo expulsado del Ejército tras una acumulación de faltas graves y meses de arresto. En un período de un año pasó seis meses encerrado en centros disciplinarios militares. Todas esas faltas disciplinarias, incluida la que llevó a su separación definitiva del servicio, fueron por hacer "manifestaciones contrarias a la disciplina" de las Fuerzas Armadas en los medios de comunicación. Sin embargo, el Ejército no lo denunció ante la Justicia por aseveraciones falsas. 

Diferente suerte han corrido los mandos a los que el ex teniente acusaba de corrupción, contra los que no se ha abierto ningún proceso judicial. Tampoco contra sus superiores, como el general Goberna, que poco después de la expulsión de Segura del Ejército accedía al mando del CESTIC, el máximo mando en Telecomunicaciones de las Fuerzas Armadas. También continúa en su puesto el Jefe de Estado Mayor del Ejército (JEME), nombrado en los albores de la legislatura de Rajoy, Jaime Domínguez Buj, autor de varias de las órdenes de arresto emitidas contra Segura.