Publicado: 21.11.2013 07:00 |Actualizado: 21.11.2013 07:00

Navarro acude a la 'coronación' de Susana Díaz para sellar su alianza

Los socialistas andaluces, que este fin de semana harán a la presidenta de la Junta su nueva líder, recuerdan que tendieron la mano a sus socios catalanes para poner fin a las discrepancias. Esto ha permitido dar estabilidad a la Ejec

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Si el PSOE puede ganar unas elecciones generales es gracias a esos dos territorios: Andalucía, la comunidad más poblada y donde los socialistas tienen a su federación más importante; y Catalunya, donde el voto al partido hermano, el PSC, ha determinado históricamente el peso de la socialdemocracia en el conjunto del Estado. La estabilidad y el respaldo de ambos territorios resulta por ello crucial para sostener al secretario general, Alfredo Pérez Rubalcaba, al frente del partido, en un momento en el que las divisiones internas sobre la fecha de las primarias hacen tambalear por momentos su fortaleza.

El máximo líder de los socialistas ha conseguido en las últimas semanas ambas cosas. Por un lado, que la presidenta de la Junta de Andalucía y próxima secretaria general del PSOE de la región, Susana Díaz, manifestara su respaldo a Rubalcaba y contuviera a quienes en la Conferencia Política de los días 8, 9 y 10 de este mes trataron de abrir un cisma sobre la fecha de las primarias. Por otro, que el PSC de Pere Navarro empezara a poner fin a la principal discrepancia que mantenía con sus socios españoles, al limitar el derecho a decidir al acuerdo con las instituciones españolas, tal y como aprobó el domingo su Consell Nacional.

Esta suerte de alianza entre socialistas andaluces y españoles quedará escenificada este mismo fin de semana en el congreso de los primeros que consagrará a Díaz como líder del partido en Andalucía en sustitución de José Antonio Griñán, y que ahondará en su poder e influencia a nivel estatal. En un gesto sin precedentes cercanos, todos los barones socialistas arroparán a la presidenta de la Junta y dirigente socialista con mayor poder institucional, en su congreso extraordinario. También irá Navarro, el líder del partido hermano en Catalunya.

Fuentes de la dirección del PSC han confirmado a este diario que su primer secretari viajará el domingo hasta Granada, la ciudad donde se celebrará el cónclave. Lo hará ese día, en la jornada de clausura. Desde el PSOE de Andalucía reconocen que no ha sido habitual en los últimos años que los líderes de los socialistas catalanes acudan a este tipo de congresos -no se atreven a aventurar que sea la primera vez que sucede- pero insisten que en este caso ha sido un empeño de Díaz, que ha enviado invitaciones a los líderes de las distintas federaciones.

Una destacada dirigente de la Ejecutiva que aún lidera José Antonio Griñán reconoce, asimismo, que el acuerdo entre PSOE de Andalucía y PSC es determinante para todos los socialistas, y destaca la labor de su partido en facilitar la paz entre el partido de Navarro y el que dirige Rubalcaba. Explica que ha sido Andalucía la que "ha echado la mano" al PSC para tratar de que éste se sumara públicamente a las tesis del PSOE y realizara la apuesta expresa a favor de la unidad de España que se escenificó en el Consell Nacional del pasado domingo. Lo hizo la propia Díaz durante su discurso en la Conferencia Política.

Los socialistas andaluces confían, además, en que el congreso sea un mero trámite para consagrar el liderazgo orgánico de la presidenta de la Junta, ya que ningún otro miembro del partido ha manifestado su intención de presentarse a la Secretaría General. La principal incógnita del cónclave será, por tanto, cómo queda configurada la Ejecutiva del PSOE de Andalucía, y si hay intergración o no del debilitado sector crítico que ni siquiera se atreve a hacer sombra a la contundente victoria de Díaz en el proceso de primarias del verano -ella fue la única que recogió los avales necesarios, logró los de casi la mitad del partido-.

"De las primarias nacionales se podrá hablar en los corrillos y en los pasillos, pero no habrá novedades al respecto", insisten las fuentes consultadas. Además de Díaz y Griñán, en el congreso intervendrán Rubalcaba; la vicesecretaria general del PSOE, Elena Valenciano; el expresidente del Gobierno José Luis Rodríguez Zapatero; y el vicesecretario general del PSOE de Andalucía, Mario Jiménez, entre otros.