Publicado: 23.04.2015 15:48 |Actualizado: 23.04.2015 19:37

Los gastos a todo lujo de Rita Barberá: coches con chófer, 'suites', viajes y comidas en resorts 

Las facturas de los gastos de representación que ha sacado a la luz Compromís revelan que la alcadesa de Valencia no reparaba en gastos: pagó 4.912 euros por tener a su disposición un vehículo con conductor en un viaje de dos días a Londres .

Publicidad
Media: 4.50
Votos: 4
Comentarios:
Factura del alquiler del coche que Barberá usó en Londres durante dos días. /  (Compromís)

Factura del alquiler del coche que Barberá usó en Londres durante dos días. / (Compromís)

MADRID.- Entre noviembre de 2009 y septiembre de 2014 Rita Barberá, alcaldesa de Valencia, no reparó en gastos de protocolo y representación. Compromís ha publicado en la web ritaleaks.compromis.net 446 facturas cargadas al Consistorio valenciano en concepto de gastos de representación de la Alcaldía. En total, 278.000 euros en tres años y medio gastados en viajes, coches, hoteles de lujo, comidas, celebraciones varias y regalos. Compromís ya ha anunciado que va a denunciar esos gastos ante la Fiscalía.



Los gastos son de todo tipo: 57.000 euros en billetes de avión, más de 41.000 en restaurantes, 81.000 en hoteles o 25.000 en gastos navideños.

A nombre de la propia Rita Barberá constan 89, que suman 42.000 euros de 2011 a 2014. En ellas se puede apreciar que la alcaldesa de Valencia no tiene pudor alguno a la hora de gastar el dinero de los contribuyentes. El cargo más alto es uno de 4.912,99 euros por disponer durante dos días de un coche de alquiler con chófer para moverse por Londres durante durante un viaje que hizo a la capital británica en diciembre de 2011 para ver a Bernie Ecclestone, el patrón de la Fórmula 1. 

Las 89 facturas atribuidas a la alcaldesa de Valencia en 'Ritaleaks' ascienden a 42.000 euros de 2011 a 2014

Barberá debe tener querencia por los coches de alquiler —y ninguna por los taxis— pues ya en 2009 se gastó otros 6.641 euros por tener a su disposición hasta tres automóviles en viajes a Milán y a Copenhague. Barberá tiene un coche personal en Valencia que ha estado acumulando polvo en un garaje desde que se hizo con el bastón de mando de la ciudad.

Los gastos en hoteles merecen mención aparte. Las suyas eran estancias cortas pero onerosas. La factura más alta corresponde a una noche en una suite doble en el hotel Gallery Art de Florencia (Italia): 771 euros en 2010.

 

Y es que a Barberá, además de los coches con chófer, también le gustan las suites de los hoteles de lujo, en concreto, las del Hotel Palace en Madrid: sirva como ejemplo que la alcaldesa de Valencia cargó a las arcas públicas 685,56 euros por pernoctar una noche en una suite del lujoso hotel madrileño a principios de 2012. Al día siguiente asistió a un desayuno informativo.

La alcaldesa valenciana no se gastó menos de 152 euros en dormir en un hotel —es la factura más baja en este apartado—, pero llama la atención un cargo de 37,62 euros en agosto de 2013 por "gastos extra realizados durante su estancia en el hotel Villarreal de Madrid". En esa ocasión asistió a una comparecencia del presidente Mariano Rajoy. 

Tampoco se quedaba corta en las comidas. Otro ejemplo: en agosto de 2011 Barberá cargó 472,01 euros en concepto de "Almuerzo Rita Barberá". Dicho almuerzo tuvo lugar en el balneario Resort del hotel Las Arenas de Valencia. 

A Barberá tampoco le gustaba escamotear en billetes de avión o de tren. En noviembre de 2009 se gastó 1.881,62 euros en un billete de avión para ir a Milán haciendo escala en Madrid. En el viaje que realizó a Florencia en 2010 —ese en el que pagó 771 euros por una noche de hotel— se dejó otros 1.747,87 euros en el viaje en avión. Y otros 1.551 euros en volar a Londres, donde alquiló el coche con chófer por casi 5.000. 

La alcaldesa de Valencia, Rita Barberá, durante la presentación de uno de los vehiculos del plan Ford Adapta. EFE/Kai Försterling

La alcaldesa de Valencia, Rita Barberá, durante la presentación de uno de los vehiculos del plan Ford Adapta. EFE/Kai Försterling

El apartado de los gastos de viaje hay casos especialmente sangrantes: dos billetes a razón de 781 euros cada uno por ir en avión a Madrid en 2009 para asistir a una entrega de premios del Comité Olímpico Español (COE). Entonces no había AVE, pero sí en 2012: el 14 de febrero de ese año se gastó 375 euros por ir y volver a Madrid. Hay varias facturas así, y eso que la alcaldesa tenía la Tarjeta Dorada de Renfe que le asegura descuentos y por cuya renovación cargó al Ayuntamiento de Valencia 10,15 euros en febrero de 2013. Esta la factura más baja a su nombre.

Pero hay muchas más facturas aunque no estén a nombre de Rita Barberá. Llama poderosamente la atención una emitida a nombre de la Alcaldía de Valencia: 5.953,13 euros por "productos de mantequería". Y viene detallada: 268 euros por 36 botellas de Martini Blanco; 179 por 24 botellas de Martini Rojo; 561 euros por 72 botellas de Marqués de Cáceres, 730 euros en 50 latas de berberechos —serie limitada, eso sí— y 337 en mejillones.  Y eso que esos precios incluían un descuento del proveedor.

Tras conocer la publicación de las facturas, Barberá señaló que  no son "facturas de la alcaldesa", sino del conjunto de la corporación, y ha anunciado que los servicios jurídicos estudiarán si su difusión vulnera la Ley de Protección de Datos. 

"No hay ninguna Wikileak", ha dicho Barberá, que ha aprovechado la ocasión para acusar a Compromís de hacer un "aprovechamiento de la transparencia municipal".

Etiquetas