Publicado: 08.11.2016 10:56 |Actualizado: 10.11.2016 17:23

Operación policial contra los bukaneros en Vallecas 

Al menos 15 detenidos de la peña ultra del Rayo Vallecano acusados de agresiones a rivales políticos y deportivos.

Publicidad
Media: 3.50
Votos: 4
Comentarios:
Imagen de archivo de los hinchas del Rayo Vallecano /EFE

Imagen de archivo de los hinchas del Rayo Vallecano /EFE

MADRID.— La Brigada de Información de la Policía Nacional ha detenido durante la pasada madrugada al menos a una quincena de miembros de los ultras del Rayo Vallecano, conocidos como los bukaneros, supuestamente por peleas violentas contra oponentes futbolísticos y políticos. Al parecer, las detenciones se han realizado en Madrid capital, Boadilla del Monte y en Villacastín (Segovia). A dos de los detenidos se les acusa de un delito de odio y de causar lesiones graves, y hay dos menores de edad. 

Según una nota de prensa de la Jefatura Superior de la Policía, la investigación se inició a raíz de una denuncia en la que varias personas manifestaban haber sido agredidos en la madrugada del día 12 de octubre en la calle Téllez de Madrid, en el barrio del Retiro. Por su vestimenta, según este comunicado, los confundieron con asistentes a un acto ultraderechista. Hay un menor agredido con una contusión craneal y otra craneal, y una fractura costal.



Fuentes de los bukaneros y diversos colectivos del barrio, asamblea del 15-M y otras organizaciones antifascistas acusan a la Policía de orquestar un montaje en su contra.

Una de las primeras reacciones ha sido la del colectivo Distrito Catorce, del madrileño barrio de Moratalaz en Twitter: "Hoy, una vez más, la Brigada de Información y los nazis de la mano para detener a 10 militantes antifascistas de madrugada en sus casas". Fuentes del colectivo y de la Policía han confirmado que uno de los detenidos pertenece a su asamblea. "Continúan en el calabozo y esperamos que salgan a lo largo del día", ha señalado el colectivo antifascista.

Otras fuentes señalan que los detenidos son jóvenes, dos de ellos menores de edad, y que la operación no está relacionada con asuntos deportivos.