Publicado: 21.12.2015 19:50 |Actualizado: 21.12.2015 19:51

La patronal ve "posible" una coalición entre el PP y el PSOE

Los sindicatos UGT y CCOO coinciden en que se abre una etapa "compleja" tras los comicios celebrados ayer y piden que el nuevo periodo político esté presidido por el diálogo.

Publicidad
Media: 2
Votos: 2
Comentarios:
El presidente de CEOE, Juan Rosell (c), acompañado por Julián Villanueva (i) en una foto de archivo. EFE/Fernando Alvarado

El presidente de CEOE, Juan Rosell (c), acompañado por Julián Villanueva (i) en una foto de archivo. EFE/Fernando Alvarado

MADRID.- El presidente de la patronal CEOE, Juan Rosell, ha defendido este lunes el establecimiento de una coalición de gobierno en España, a la manera en que existe en otros países europeos, y ha considerado "posible" que pudiera estar formada por los dos partidos mayoritarios, PP y PSOE.

En declaraciones a los medios un día después de las elecciones generales, en las que ningún partido ha conseguido apoyos suficientes para gobernar en solitario, el presidente de la organización de empresarios ha recordado que en 22 de los 28 países de la Unión Europea (UE) se gobierna en coalición.

"Todo es posible", ha respondido al ser preguntado por una gran coalición de los populares y los socialistas al estilo alemán, ya que a su juicio "en España estamos acostumbrados a gobiernos minoritarios y hay que cambiar el chip".



La idea de Rosell es que los partidos políticos deben ser "lo suficientemente inteligentes" para "no imponer sus máximos, sino sus mínimos".

Del lado de los sindicatos, para el secretario general de UGT, Cándido Méndez, la "mejor" formulación política, tras los resultados de las elecciones generales, sería "un cambio de timón" en la política económica y laboral desarrollada hasta ahora. Ha criticado que hasta ahora se haya impuesto "el ordeno y mando" del PP y haya primado "la imposición" frente al diálogo.

Por ello, ha considerado que el nuevo periodo político que se abre hoy tiene que estar presidido por el diálogo, aunque ha reconocido que el mapa es "muy complicado". "Es de una gran complicación y me parece que va a ser una gran tarea, ardua, muy ardua, sacar adelante en el debate de investidura un gobierno, y que ese gobierno sea estable", ha admitido.

El secretario de Comunicación de CCOO, Fernando Lezcano, ha coincidido en que se abre una etapa "compleja" tras los comicios celebrados ayer y ha insistido en que el electorado ha castigado las políticas de ajustes y recortes del Partido Popular. Confía en que el nuevo gobierno pueda restablecer los derechos confiscados y revierta la reforma laboral y ha subrayado que a partir de hoy serán necesarias negociaciones y consensos.

Por su parte, el sindicato de funcionarios CSI-F también ha visto un castigo a las políticas de recortes y ha reclamado a los partidos políticos que aspiran a formar gobierno un acuerdo a corto y medio plazo en materia de administraciones públicas.

Riesgos para la economía por la inestabilidad política

En un día en que la Bolsa ha elevado al 3,62 % sus pérdidas y se ha situado por debajo de los 9.400 puntos (9.365,80), afectada por la inestabilidad política, los expertos han vuelto a insistir en los riesgos para la economía de este escenario.

El cofundador del grupo de análisis Politikon Jorge Galindo ha considerado que el resultado de los comicios producirá "bastante incertidumbre" en los mercados porque España nunca ha tenido un esquema multipartito.

A su juicio, a corto plazo las principales cuestiones que verán los inversores serán la evolución del cumplimiento del objetivo de déficit y la situación en Catalunya, aunque el peor riesgo que él vislumbra es la celebración de nuevas elecciones.

También Nick Greenwood, de Analistas Financieros Internacionales (AFI), ha asegurado que la situación política de Catalunya es lo que más preocupa a los inversores, ya que es más difícil gestionar el desafío independentista "cuando no hay un gobierno claro en España".

Por su parte, el profesor de banca y mercado de valores de ESADE Juan Ignacio Sanz ha asegurado que un Gobierno de coalición entre dos partidos, independientemente del tipo de alianza, sería negativo para la economía, ya que afectaría a los Presupuestos Generales del Estado de 2016, que podrían ser modificados.

Sin embargo, la coordinadora del Servicio de Estudios del Institudo de Estudios Económicos (IEE), Almudena Semur, ha señalado que aunque el Parlamento quede muy fragmentado, durante 2016 la economía española va a crecer "por inercia" y que el hecho de que los Presupuestos Generales del Estado ya estén aprobados supone un "anclaje mínimo".