Público
Público

Posada contra todos

Sus broncas y regañinas a los diferentes grupos parlamentarios, así como los regateos con los diputados por motivo del tiempo en el turno de palabra, le convierten en uno de los protagonistas de la primera jornada del Debate del estado

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El presidente del Congreso, Jesús Posada, durante la primera jornada del Debate sobre el estado de la Nación, fue uno de los protagonistas de las sesiones con sus intervenciones broncas, sus regañinas a los diferentes grupos parlamentarios y sus regateos con los diputados por motivo del tiempo de las intervenciones.

La pasión de la bancada popular fue tal que Posada tuvo que llamar al orden en más de una ocasión, pidiéndoles que dejaran hablar a Rubalcaba como había ocurrido por la mañana cuando intervenía 'el otro', es decir, Rajoy. 'Está hablando, demasiado sí, pero está hablando', comentó el presidente del Congreso defendiendo el turno de palabra de Rubalcaba y reprochando al mismo tiempo al socialista que se estaba pasando, y de qué manera, en el tiempo asignado. 

Otro de los enfrentamientos, quizá el más sonado, lo mantuvo durante la intervención del diputado de ICV, Joan Coscubiela, que tras superar el tiempo que le correspondía, insistió en permanecer en la tribuna a pesar de haber sido advertido en repetidas ocasiones para que la abandonara.

Pese a que Posada había sido muy flexible al regular los turnos que correspondían a cada uno de los dirigentes políticos en el debate, Coscubiela terminó por agotar su paciencia al insistir en pedir más tiempo y rebasar ampliamente el que debía haber utilizado y que compartía con el resto de portavoces de la Izquierda Plural. 'Voy a acabar tan pronto como pueda', comentó el diputado de ICV, provocando las risas del resto de presentes en el hemiciclo, y después de haber sido avisado varias veces por el presidente de la Cámara Baja de que había superado su tiempo. Posada le dio treinta segundos más. 'Si no le quitaré la palabra', apostilló, sin que el mensaje calara en Coscubiela, que continuó desde la tribuna reprochando al jefe del Ejecutivo, Mariano Rajoy, que ya no tiene ninguna 'autoridad'.

'Señor Coscubiela, abandone la tribuna, está repitiendo una y otra vez la misma frase, no tiene autoridad, no tiene autoridad. Bueno, pues ya lo ha dicho, termine rápidamente', ha vuelto a avisarle el presidente del Congreso. Pero tras asegurar que iba a terminar rápidamente, Coscubiela siguió con su discurso hasta provocar la llamada al orden del presidente, al que todavía volvió a pedir tiempo: 'Una frase nada más', prometía el diputado, quien, sin embargo, ha seguido alargando su intervención. 'Le llamo al orden, está usted riéndose del hemiciclo, ya ha pasado su frase', concluyó el presidente del Congreso antes de cortarle el uso del micrófono y dar paso al siguiente portavoz.

La flexibilidad en los tiempos mostrada por Posada terminó por pasarle factura al presidente del Congreso. Una decisión que aprovechó para recordarle después el portavoz de CiU, Josep Antoni Duran i Lleida, quien le dijo: 'Yo, como Rubalcaba'.