Público
Público

El PP crece en el País Valencià a pesar de los escándalos de corrupción 

Los conservadores ganan dos diputados respecto a las elecciones del 20 de diciembre con el 94% escrutado. La coalición A la Valencia se queda lejos del sorpasso pronosticado. 

Publicidad
Media: 2.10
Votos: 10
Comentarios:

Un hombre muestra a su hijo las papeletas de los diferentes partidos en la cabina de un colegio electoral en Valencia/EFE

MADRID.- El Partido Popular es inmune a la corrupción. Si en el Estado esta inmunidad se muestra como una evidencia, en el caso del País Valencià esta dispensa se convierte en una ley de la física. A pesar de los de los graves casos de corrupción que se han conocido en los últimos meses y de que su lideresa histórica, Rita Barberá, ha decidido esconderse en el Senado sin rendir cuentas, los conservadores valencianos han conseguido mejorar sus resultados electorales obteniendo 13 escaños por los 11 del pasado 20 de diciembre. 

De esta manera, el Partido Popular mantiene el dominio que ejerce en las tierras valencianas desde 1993. Desde entonces hasta este 26 de junio, el PP ha sido la fuerza más votada en todas y cada una de las elecciones al Congreso de los Diputados. En esta ocasión lo ha hecho con 35,46% de los votos, cuatro puntos más que el pasado 20 diciembre.

Varias encuestas y el sondeo a pie de urna de Sigma Dos estimaban que A la Valenciana, la coalición formada por Compromís-Podem-EU, estaban en disposición de dar el sorpasso a los conservadores. Sin embargo, la coalición, a pesar de haber incorporado a EU, ha obtenido un resultado prácticamente idéntico: 9 escaños y un porcentaje de voto del 25%. 
 
Por su parte, el Partido Socialista (PSPV) ha perdido un escaño respecto a diciembre,: consigue seis y tenía siete, a pesar de haber conseguido un punto más en porcentaje de voto: tenía un 19% y ha obtenido un 20%. Por último, Ciudadanos se mantiene en una situación idéntica: cinco escaños y un porcentaje de voto del 15%.