Publicado: 10.07.2015 22:20 |Actualizado: 10.07.2015 22:20

El PP propone una 'prima' de escaños para que gobierne el partido más votado

Los conservadores quieren incluir este sistema en el programa electoral de las generales que se aprobará en septiembre. El partido quiere aplicarlo en los comicios nacionales, autonómicos y locales.

Publicidad
Media: 2.67
Votos: 9
Comentarios:
Los principales dirigentes del PP sentados en primera fila. / EMILIO NARANJO (EFE)

Los principales dirigentes del PP sentados en primera fila. / EMILIO NARANJO (EFE)

MADRID.—La propuesta de reforma electoral basado en "primas de gobernabilidad" (sumar escaños al partido que gane las elecciones para distanciarse lo suficiente de la segunda fuerza y facilitar el gobierno del vencedor) ha sido la propuesta más concreta que ha surgido en la Conferencia Política del PP X el futuro de España.

En realidad, tampoco es nueva, puesto que el PP la había propuesto ya para los ayuntamientos, lo que le generó duras críticas de la oposición, al sentir ésta que los conservadores tratan de anular la opción democrática de que gobierne el partido cuyo candidato más apoyos recabe en la investidura, es decir, mediante los acuerdos entre varias formaciones que han arrebatado al PP buena parte de las alcaldías que ganó en 2011, aun siendo la lista más votada el 24-M.



La frustración por la pérdida de poder institucional se ha dejado sentir en la Conferencia Política, sobre todo, en el tercer foro de los cuatro celebrados, el titulado La España que queremos: reformas de nueva generación que han coordinado el vicesecretario de Organización, Fernando Martínez-Maíllo, y el portavoz del PP en el Senado, Xosé Manuel Barreiro. Algún alcalde, de hecho, ha reprochado a los dirigentes del PP que no hubieran hecho antes esta reforma electoral para evitar la pérdida de alcaldías a pesar de obtener el mismo número.

Ha sido el secretario general del PP en el Congreso de los Diputados, José Antonio Bermúdez de Castro, quien ha lanzado este plan de reforma electoral y ha disculpado el retraso en aprobarla responsabilizando al PSOE y al resto de partidos de no haberla apoyado, cuando una medida así debe de contar con más apoyos que la mayoría absoluta del PP. Bermúdez de Castro ha reprochado a la oposición que apoyen este sistema en Grecia, cuando ganó Syriza, y lo critiquen cuando lo propone el PP. "¿Por qué cuando gana Syriza hace seis meses y le dan 50 escaños de prima por mayoría, los dirigentes de izquierda empiezan a decir que había llegado la esperanza del cambio a Europa, y cuando proponemos lo mismo para las elecciones locales nos dicen que queremos dar un golpe de estado institucional?", reprochó el diputado.

Votos aprovechados

El PP ha planteado la posibilidad de subdividir en distritos las provincias con población más numerosa para acercar al representante y al representado; al candidato y al ciudadano, en territorios como la Comunidad de Madrid.

Asimismo, Bermúdez de Castro ha planteado que se cambie la distribución de los que se llaman "restos electorales provinciales", esto es, de aquellos votos que no suman la cantidad necesaria para un escaño. El PP cree que agrupándolos a todos se podrían repartir entre 10 y 15 escaños para todos los partidos y resolver, por ejemplo, las quejas de los partidos con menos representación cuando aseguran que el mismo número de votos no computa igual para unos que para otros en función de si son nacionales o sólo concurren en representación de un territorio, como los nacionalistas.

Etiquetas