Público
Público

Encuestas El PP resiste y el PSOE se hace fuerte durante la crisis en Catalunya 

Un sondeo de 'ABC' señala que PP y Ciudadanos juntos aumentarían a 21 escaños su ventaja sobre PSOE y Podemos de celebrarse ahora las elecciones generales. Otra encuesta de 'El Mundo' apunta que el Partido Socialista lograría un 3,7 % más de apoyos que hace un año, mientras que Podemos bajaría un 1,1% con respecto al 26-J.

Publicidad
Media: 2.86
Votos: 14
Comentarios:

rajoy

El PP volvería a ganar las elecciones generales de celebrarse hoy, en plena crisis catalana, según sendas encuestas que publican hoy El Mundo y ABCAmbos sondeos ofrecen resultados desiguales en el caso del PSOE, pues en el de El Mundo ganaría casi cuatro puntos con respecto a junio de 2016 y en el de ABC, algo más de uno.

Estos datos contrastan con los arrojados por el último desk research del gabinete de Jaime Miquel y Asociados para Público, la pasada semana, que pronosticaban al PP un descenso de 22 escaños con respecto a las pasadas elecciones, pasando de 137 a 114 -un descenso más claro que el que vaticinan las encuestas de El Mundo y ABC-. Una pérdida de la que se beneficiaría Ciudadanos, una tendencia que tampoco recoge esta encuesta. 

El partido que lidera Sánchez, según Sigma Dos, se distanciaría más de Podemos, al que la encuesta concede un 19,5 %

La encuesta de Sigma Dos que publica El Mundo en su edición de este domingo fue elaborada a partir de un millar de entrevistas telefónicas realizadas entre el 4 y el 7 de septiembre pasados, en la semana en la que el Parlament catalán aprobó la Ley del Referéndum del 1-O y la denominada Ley de desconexión, ambas suspendidas cautelarmente por el Tribunal Constitucional.

Según este sondeo, el PP conseguiría ahora el 30,8 % de los votos en unas hipotéticas elecciones generales (en junio de 2016 logró el 33 %), en tanto que el PSOE obtendría un 3,7 % más de apoyos que hace un año (26,4 % frente al 22,7 % que tuvo entonces).

El partido que lidera Pedro Sánchez, según Sigma Dos, se distanciaría más de Podemos, al que la encuesta concede un 19,5 % de los sufragios mientras que en junio de 2016 obtuvo el 21,6 %.

Los apoyos a Ciudadanos, añade esta encuesta, también habrían bajado: un 0,4 % en el último año (el sondeo le da un 12,7 % en intención de voto frente al 13,1 % de votos reales en junio de 2016).

Por su parte, la encuesta elaborada por GAD3 para ABC se realizó también la semana del desafío soberanista catalán e igualmente a partir de los datos de un millar de entrevistados, que dieron al PP el primer lugar en intención de voto, aunque en este caso con una ventaja mayor sobre sus adversarios (obtendría el 31,9 % de los sufragios y 4 escaños más de los que tiene ahora), seguido por el PSOE, que asimismo lograría más votos que los que logró el año pasado, un 23,9 %.
Lo mismo sucedería, según GAD3, con Ciudadanos, que ahora subiría al 15,8 % de apoyos y, por contra, Podemos, bajaría significativamente en intención de voto, hasta el 18,3 %, un 3,3 % menos que en junio de 2016.

En cuanto a los partidos catalanes, ERC sacaría ahora 14 diputados, frente a los 9 que tiene en el Congreso, y el PDeCAT conseguiría 4, la mitad de los que obtuvo hace un año.

De los datos de este sondeo para ABC se desprende que PP y Ciudadanos juntos aumentarían a 21 escaños su ventaja sobre PSOE y Podemos de celebrarse ahora las elecciones generales.

En cuanto a los principales líderes políticos, Pedro Sánchez (con un 4,28 sobre 10) es el más valorado por los entrevistados para El Mundo, en tanto que Pablo Iglesias (con un 3,36 sobre 10) consigue la peor nota.

Por contra, en el sondeo que publica ABC Albert Rivera, líder de Ciudadanos, logra la mejor nota (un 4,3 sobre 10) y de nuevo Pablo Iglesias recibe la peor puntuación, un 3,3.

Un 33 % de los entrevistados por Sima Dos para El Mundo opinó que la situación política actual es "muy mala" y un 41,4 % que la economía española está en un momento "regular".

Según GAD3, más de la mitad de los españoles (un 58,7 %) serían partidarios de limitar a dos los mandatos del presidente del Gobierno, porcentaje que sube hasta el 67,5 % cuando se trata de poner límites temporales a todos los cargos políticos.