Público
Público

Un PP poco solidario con Palestina

Trillo califica de "algarada" las manifestaciones ciudadanas, Rajoy no condena los ataques de Israel y Aguirre pide manifestarse contra el régimen de Fidel Castro

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Rajoy con su equipo en la Junta Directiva Nacional de ayer en la sede del PP. MÓNICA PATXOT

Aunque José Luis Rodríguez Zapatero ha retado a Mariano Rajoy a pronunciarse sobre la situación en la franja de Gaza, el líder del PP no parece dispuesto a condenar los ataques israelíes. Sus compañeros de partido, sin embargo, aparentan no tener ningún problema en entrar al trapo.

Federico Trillo calificó las concentraciones ciudadanas de 'algarada', mientras su compañera de partido Esperanza Aguirre se lamentaba de 'los totalitarios de todos los signos', al tiempo que anunciaba que el PP de Madrid iba a asistir a una convocatoria muy diferente, una destinada a reivindicar la libertad en Cuba.

Tras escuchar al presidente del Gobierno exigir el alto el fuego a Israel, Federico Trillo reconoció que no le había gustado nada que España fuera el único país occidental que hubiese tomado 'descarado partido' por uno de los bandos en conflicto. En declaraciones a Onda Cero, el responsable de Seguridad y Justicia del PP afirmó que respetaba el movimiento de 'pacifismo manifestante', aunque no lo compartía y criticó que 'el representante de los españoles' se hubiese sumado 'a la manifestación de la algarada'.

El ex ministro de Defensa no llegó a llamar 'pancarteros' a las decenas de miles de personas que se manifestaron para pedir una reacción de la comunidad internacional, pero sonó despectivo. Trillo dijo que Zapatero se había mostrado 'radical y parcial'. Curiosamente, coincidía en sus críticas con la Embajada israelí, para la que los lemas que se habían registrado en la marcha 'no parecían compatibles con los objetivos expresados por el Gobierno'.

Trillo defendió la postura que mantiene su partido porque ésta es la de 'respeto a la legalidad internacional, a la existencia de dos Estados, al trazado de fronteras que permitan consolidar el Estado de Israel y el surgimiento pacífico de un Estado palestino'.

Rajoy, que presidía la Junta Directiva del PP, consideró 'muy difícil' cambiar la situación en Oriente Próximo y la solución pasa por 'estimular las vías diplomáticas' y desearle 'suerte al cuarteto formado por la Unión Europea, ONU, Estados Unidos y Rusia'. En la dirección conservadora creen que España y ellos mismos se deben mantener 'neutrales' y les parece 'un error' que Zapatero se haya posicionado de una forma tan rotunda porque con ello 'se invalida' como interlocutor.

Aunque el lunes el PP sólo quería hablar de elecciones, Soledad Becerril sacó el tema en la reunión interna. La diputada por Sevilla pidió la palabra para comentar 'la falta de implicación de la UE en un enfrentamiento' que ha causado más de 800 víctimas palestinas. Rajoy se reiteró en su posición y no quiso ir más allá. No hubo condena expresa. 'Tampoco nadie lo planteó en esos términos', dicen en el PP.

Por la noche, en una entrevista en la Cope, Rajoy criticó que Zapatero hubiera aprovechado 'un mitin' para mostrar su postura sobre el conflicto y señaló que 'hablar de genocidio en Gaza, como ha hecho el PSOE, es de una irresponsabilidad estratosférica'.

Esperanza Aguirre también abordó la cuestión, lamentando que los 'totalitarios de todos los signos' hayan impedido desde 1948 que Israel y Palestina se hayan constituido en dos Estados 'libres y democráticos'. La presidenta madrileña dijo que su partido se siente 'unido y solidario' con 'todos esos inocentes ciudadanos' que se han visto involucrados en 'la ruptura del alto al fuego de Hamás' y en la 'represalia' del Estado de Israel. Pero la principal preocupación internacional de Aguirre es otra.

La dirigente conservadora anunció que el PP de Madrid apoyará de forma 'unánime' una concentración convocada por la Asociación Iberoamericana por la Libertad, para el 31 de enero contra 'la dictadura castrista'. Para Aguirre, 'Cuba tiene que ser libre ya'. A su juicio, es 'un deber moral luchar contra la dictadura'. Algunos dirigentes del PP comentaban que no les parecía mala idea y se preguntaban si a ésta irían los actores.

¿Cuáles son los objetivos de la Asociación Iberoamericana por la Libertad?

Según la propia Asociación su principal objetivo “es la promoción de la democracia y de los derechos humanos y libertades en los países de América Latina”. La organización “cree en una transición pacífica hacia la democracia en Cuba en la que cuenten todos los actores que componen la sociedad cubana”. Para ello impulsa diferentes actividades como “seminarios, conferencias y exposiciones”, así como su “apoyo a la oposición interna cubana y sensibilización de la opinión pública española acerca de la situación en Cuba y Venezuela”.

¿Quién está detrás de la organización?

Su presidente es Antonio Guedes, un conocido disidente cubano en nuestro país que compagina su puesto al frente de la asociación con el de vicepresidente de la Unión Liberal Cubana. Además de su puesto de médico en el Centro de Salud Orcasur de Madrid, dispone de una plaza en la Junta Directiva Regional del PP de Madrid.

¿En qué consiste el acto del próximo día 31?

La directora de la asociación, Natalia Bellusova, explica que la idea de convocar la concentración contra el régimen castrista para el próximo 31 de enero en Madrid surgió ayer, y asegura que nació con el fin de pedir “la libertad de los presos políticos cubanos”. La movilización deberá contar con los correspondientes permisos de la Delegación del Gobierno y del Ayuntamiento de Madrid.