Publicado: 07.07.2015 15:02 |Actualizado: 04.08.2015 11:33

Los Presupuestos para 2016 se debatirán a contrarreloj a partir de mediados de agosto

El calendario parlamentario que maneja el PP para el final de la legislatura hace posible fijar la jornada de las elecciones generales para el domingo 29 de noviembre, según las explicaciones facilitadas por el portavoz del grupo, Rafael Hernando. Eso sí, forzando la maquinaria parlamentaria a tope y sin perder ni un día.

Publicidad
Media: 3
Votos: 6
Comentarios:
El portavoz del PP en el Congreso, Rafael Hernando. EFE

El portavoz del PP en el Congreso, Rafael Hernando. EFE

MADRID. -El panorama se va despejando pese al paso forzado impuesto por el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, para la recta final de la actual legislatura en la que el PP disfruta de una amplia mayoría absoluta en ambas cámaras, el Congreso de los Diputados y el Senado. El proyecto de Presupuestos Generales del Estado (PGE) para el año 2016 se debatirá en pleno mes de agosto y la votación para los comicios generales se celebrará muy probablemente el domingo 29 de noviembre.

Así se desprende de los datos facilitados por el portavoz del grupo parlamentario popular en la Cámara baja, Rafael Hernando, tras la reunión de la Junta de Portavoces en el Congreso de los Diputados. “El debate de los presupuestos será a partir del 15 de agosto…, tal vez la última semana del mes”, ha dicho el portavoz del grupo mayoritario a los periodistas.

Esa referencia significa que el ministro de Hacienda y Administraciones Públicas, Cristóbal Montoro, presentará a la cámara el proyecto de PGE para 2016 en los primeros días de agosto una vez sea aprobado por el Consejo de Ministros el viernes día 31. Antes, este viernes el Gobierno aprobará el techo de gasto para el año próximo, paso previo para elaborar el proyecto legislativo.



Según esas fechas, el desfile de altos cargos ministeriales por las diversas comisiones parlamentarias del Congreso de los Diputados – desde el jefe del Alto Estado Mayor de la Defensa hasta el presidente del Instituto Cervantes, entre otros cincuenta responsables de todo tipo de instituciones – se producirá en la semana del 17 de agosto, antes del debate de totalidad del proyecto de PGE, considerado como la cita parlamentaria más importante del año junto al debate del estado de la nación. Este debate se realizará, según el calendario esbozado por el portavoz parlamentario, los días 25 y 26 de agosto, con más de media España en la última semana de vacaciones de verano. No hay precedentes de algo similar.

Esa situación inédita – “perfecta”, según Rafael Hernando – se debe al empecinamiento de Rajoy de dejar aprobados, gracias a su mayoría absoluta, los PGE para el año próximo aun a riesgo de que, en función de lo que dictaminen las urnas, el PP no esté al frente del Gobierno. “Es un ejercicio de responsabilidad (…); si hay otro Gobierno, con una ley se cambian los presupuestos”, ha añadido Hernando.

Para el portavoz del grupo parlamentario socialista esta situación “es una irresponsabilidad, una más, del presidente Rajoy, que hace de los presupuestos su primer mitin electoral. Quiere aprobar unos PGE para 2016 cuando no estará en el Gobierno con una mayoría absoluta de hace cuatro años. Cuando el PSOE llegue al Gobierno, porque vamos a ganar las elecciones, los cambiaremos”, ha dicho con toda naturalidad.

Este calendario, según ha reconocido el portavoz del grupo parlamentario popular, hace posible que la cita de las votaciones sea el día 29 de noviembre, domingo; para eso el decreto de convocatoria electoral, 54 días antes, debería publicarse a primeros de octubre. En el PP creen que hay tiempo para tener aprobados para entonces los PGE para 2016. Eso sí, forzando la maquinaria parlamentaria a tope. Sin perder ni un día, ni tan siquiera un minuto. Una tramitación contrarreloj.