Publicado: 13.08.2014 13:44 |Actualizado: 13.08.2014 13:44

El PSOE acusa al PP de "vender a Canarias" por permitir las prospecciones petrolíferas

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Toda la oposición se ha manifestado contraria a la autorización del Ministerio de Industria para que Repsol pueda llevar a cabo prospecciones petrolíferas en Canarias.

El PSOE ha sido de los más duros con esta autorización por parte del ministerio liderado por Soria. El secretario de Organización del PSOE canario, Julio Cruz, ha considerado que hoy es un día "negro" para las islas y ha acusado al PP "de vender a Canarias".

Cruz ha afirmado que de llevarse a cabo estos sondeos se producirá un cambio radical en el futuro de Canarias al tiempo que ha opinado que con esta autorización se ha puesto en riesgo el desarrollo económico y social del Archipiélago.

"Si se produce un vertido, las consecuencias serán incalculables", ha dicho el dirigente del PSC-PSOE, quien ha insistido en que con esta autorización han triunfado los intereses de un consejo de administración de una empresa sobre los de las instituciones canarias y los ciudadanos.

Cruz ha insistido en que los intereses canarios han quedado postergados por otros particulares y ha criticado que se haya producido en el mes de agosto "con traición y oscurantismo".

El Gobierno de Canarias "va a hacer todo lo que esté a su alcance" para tratar de impedir que se lleven a cabo finalmente las prospecciones petrolíferas autorizadas a Repsol en aguas cercanas a las islas, ha asegurado hoy su consejera de Industria, Francisca Luengo (PSOE).

"La misión fundamental, cuando se gobierna, es defender los intereses de Canarias y de los canarios, no de una empresa privada como es Repsol. Y los intereses generales pasan en este momento, en Canarias, por defender, por los caminos que nos ofrece el ordenamiento jurídico, el no a las prospecciones petrolíferas", ha declarado Luengo.

A su juicio, Soria "tiene que explicar por qué y a cambio de qué se empeña en favorecer a Repsol, a una empresa privada, en contra de todos los que habitamos en el archipiélago canario".

Francisca Luengo ha sostenido que esa explicación es necesaria porque "el único beneficiario de los recursos, si es que los hay, es una empresa privada, frente a todo un archipiélago, frente a toda una población que, de tener algo, tendrá los posibles perjuicios, los posibles vertidos o las posibles consecuencias negativas" de esos sondeos y de la eventual extracción de hidrocarburos.

Amigos de la Tierra, Ecologistas en Acción, Greenpeace, SEO/BirdLife y WWF rechazan la autorización que Industria ha concedido a la multinacional Repsol. Las organizaciones ambientales recurrirán la decisión administrativa ante los tribunales españoles y europeos.

También critican que la tramitación del expediente ha estado "plagada de falta de información y trabas burocráticas que han impedido que se conociera con claridad su contenido". Además señalan que no se ha propiciado una verdadera y transparente participación en el proceso. Ponen como ejemplo de ello "la nueva y abundante documentación aportada al expediente por Repsol", que fue recibida por las ONG ecologistas el pasado 10 de julio, "sin tiempo siquiera para ser analizada".

Las declaraciones de los principales responsables del Ministerio de Industria siempre han ido dirigidas a apoyar los intereses de la multinacional Repsol, y en contra de los intereses generales, de la opinión científica y de la voluntad del pueblo y las instituciones canarias.

Los grupos ecologistas ponen de relieve la oposición ciudadana a este proyecto, que ha sido "muy contundente y clara". El pasado 7 de junio más 200.000 personas salieron a las calles de Canarias para mostrar su rechazo a este proyecto.

Los ecologistas vienen denunciando desde hace meses que el proyecto recién autorizado por el Gobierno de España a la multinacional Repsol ignora información científica crucial sobre los valores naturales del área, entre los que destaca su importancia mundial para los cetáceos. La empresa ha minimizado los impactos que tendría sobre el resto de la fauna y ecosistemas marinos, así como sobre sectores de gran importancia social y económica en el ámbito insular, como la pesca o el turismo, muy dependientes de la calidad de las aguas y costas e incluso del propio abastecimiento de agua potable para la población de las islas orientales que depende directamente de la desalinización del agua del mar.


http://www.quoners.es/debate/estas-a-favor-o-en-contra-de-los-sondeos-petroliferos-en-canarias