Publicado: 11.02.2016 22:35 |Actualizado: 11.02.2016 22:50

El PSOE decidirá en cuatro días si respalda un acuerdo de investidura

Aprueba un reglamento exprés para que los militantes y la dirección den o no su conformidad al eventual pacto que pudiera alcanzar Pedro Sánchez.

Publicidad
Media: 1.50
Votos: 2
Comentarios:
El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, reunido con colectivos y expertos en violencia de género. / EFE

El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, reunido con colectivos y expertos en violencia de género. / EFE

MADRID.- La Ejecutiva Federal del PSOE aprobó este jueves un reglamento exprés para que la militancia socialista y el Comité Federal, el máximo órgano del partido entre congresos, se pronuncien sobre un eventual acuerdo de investidura de Pedro Sánchez.

El PSOE ha querido acelerar los plazos al máximo, para que la decisión adoptada por Pedro Sánchez en el último Comité Federal de consultar a los afiliados, no interfiera en el calendario institucional. Por ello, de haber acuerdo, en cuatro días la militancia y la dirección del partido se tendrán que definir sobre el hipotético pacto.

Así, los militantes tendrán tres días para votar vía Internet, y en la última jornada podrán hacerlo de forma presencial en sus agrupaciones. Al día siguiente, se convocará al Comité Federal para ver si ratifica lo que han dicho los afiliados, cuya decisión no es vinculante en este asunto.

Ferraz, con la experiencia ya acumulada de las primarias para elegir al secretario general, mantendrán un proceso con las máximas garantías, y enviará previamente la información sobre el acuerdo a todas las agrupaciones para que la difundan entre los afiliados.



Las dudas que quedan aún es cuál será la pregunta a formular, y la duración de la campaña informativa que quiere hacer el PSOE para que su militancia sepa al hipotético pacto que se ha llegado. No obstante, fuentes de Ferraz indicaron que todo se hará con la máxima celeridad.

El PSOE también deja abierto en su reglamento las fechas para seguir el procedimiento, en función de cómo vayan las negociaciones, pero por las previsiones que hacen sobre el envío del censo y de los plazos marcados, los socialista no esperan que se pueda producir dicha consulta interna hasta finales de febrero, como muy pronto. Es decir, que habrá celeridad en el proceso interno, pero cuando toque. Todo indica que las investiduras son para la primavera.