Publicado: 04.07.2015 23:27 |Actualizado: 04.07.2015 23:27

El PSOE hará una Conferencia Política permanente durante julio

Habrá una intensa agenda de foros y actos sectoriales, con la participación del grupo de expertos que elaborarán el programa socialista de las próximas elecciones generales. Pedro Sánchez multiplicará su presencia potenciando su imagen de futuro presidente.

Publicidad
Media: 3.40
Votos: 5
Comentarios:
El candidato del PSOE a la Presidencia del Gobierno, Pedro Sánchez. - REUTERS

El candidato del PSOE a la Presidencia del Gobierno, Pedro Sánchez. - REUTERS

MADRID.- Si el PP prepara para mediados de julio su Conferencia Política durante un fin de semana, el PSOE quiere convertir este mes en una Conferencia Política permanente de debates de ideas y de propuestas para el programa de cara a las elecciones generales.
Según fuentes de la dirección federal, durante todo el mes se celebrarán múltiples actos y foros sectoriales, con todo tipo de colectivos, en el que tendrán destacada participación los miembros del equipo de expertos que asesora al candidato del PSOE a la Presidencia del Gobierno, Pedro Sánchez.

Además, a mediados de mes, también se celebrará en Sevilla el Consejo Territorial del PSOE que agrupa a todos los secretarios generales del partido. El objetivo de este encuentro será coordinar la actuación de los gobiernos socialistas que se han formado tras el 24-M, así como que sus primeras actuaciones sirvan de base para marcar la línea política que el PSOE quiere para liderar en España a partir de las próximas elecciones generales.



En toda esta intensa actividad que preparan los socialistas, Pedro Sánchez tendrá un papel fundamental y multiplicará su presencia en los actos. La dirección federal busca una campaña presidencialista, porque cree que entre la sociedad es a su candidato a quien mejor se ve como futuro presidencia del Gobierno.

Dimensión presidencial

Por ello, según fuentes consultadas, no será el Pedro Sánchez que mantenía reuniones informales con los ciudadanos con pantalón vaquero y camisa blanca. Se quiere mantener lo que en el partido se denomina “una dimensión presidencial” en la imagen de su candidato, tal y como se buscó en su proclamación, cuando apareció junto a una gigantesca bandera de España.

Aquello no fue casual, sino el inicio de una estrategia que los socialistas quieren seguir impulsando, en la que se busca que los ciudadanos visualicen a Pedro Sánchez como el próximo inquilino de La Moncloa.

Tras los foros y actos sectoriales, que serán jornadas cortas matinales, el PSOE celebrará finalmente un encuentro más ambicioso para marcar las líneas generales de su programa electoral para las elecciones.

En agosto, el PSOE levantará el pie del acelerador, porque en septiembre piensa entrar directamente en la precampaña electoral. Sánchez volverá a multiplicarse en actos ya de carácter más político, es decir, mítines puros y duros.

Los socialistas creen ahora que Rajoy tiene decidido apurar la legislatura hasta el final, pero no les importa tener una precampaña larga que, en su opinión, les beneficia. Y, en el caso de que haya sorpresa, aseguran que están ya preparados.