Publicado: 12.02.2014 19:53 |Actualizado: 12.02.2014 19:53

El PSOE navarro amenaza a Barcina con apoyarse en Bildu para una moción de censura

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La Comisión Ejecutiva del PSN ha pedido a la presidenta de Navarra, Yolanda Barcina, que presente su dimisión y convoque elecciones si se "acreditan" en la comisión de investigación del Parlamento, en el plazo de quince días, las acusaciones vertidas por la exdirectora de Hacienda. De lo contrario, los socialistas tomarán la iniciativa de presentar una moción de censura en la Cámara, iniciativa que sería apoyada por el resto de grupos del parlamento, incluido Bildu. Así lo ha decidido la dirección socialista después de que la exdirectora gerente de Hacienda acusara a la consejera de Economía y Hacienda del Gobierno foral, Lourdes Goicoechea, de "injerencias persistentes" en las funciones de la Hacienda Tributaria y la responsabilizara de intentar favores fiscales.

El secretario general del PSN, Roberto Jiménez, ha afirmado en rueda de prensa que la comisión de investigación que se constituirá este lunes para analizar las cuentas de Navarra debería terminar su trabajo en quince días, y "si se acreditan las acusaciones que pesan sobre el Gobierno, y estamos convencidos de que así será, Barcina tendrá que anunciar su dimisión y convocar elecciones al tiempo que las europeas". "O dimite o la echamos", ha añadido.

Roberto Jiménez ha animado a Barcina a disolver el Parlamento y convocar elecciones, para que se celebraran al tiempo que las europeas (mayo), "porque si persiste en aferrarse al poder debe saber que seremos los socialistas quienes la echaremos". Y lo harán, ha afirmado, a través de la moción de censura, en la que él mismo será candidato a la Presidencia del Gobierno.

Cabe recordar que el resto de partidos de la oposición se han mostrado favorables a la presentación de una moción de censura, por lo que la suma de PSN, Bildu, Aralar-NaBai, Izquierda-Ezkerra y Geroa Bai haría prosperar esta iniciativa. El secretario de los socialistas les ha pedido "altura de miras" y "aparcar los legítimos intereses partidistas".

Jiménez ha indicado que el Gobierno que pudiera surgir de esta moción de censura sería "un Gobierno de auditoría y gestión cuyo objetivo será aflorar toda la verdad sobre las cuentas públicas, por dura que sea", un Gobierno "temporal" hasta la fecha de las elecciones en el mes de mayo y "configurado con las personas que consideremos más adecuadas para sanear la cosa pública".

Según ha añadido, "será un Gobierno de transición que optaré a presidir con determinadas circunstancias, y cuyo único fin será devolver la credibilidad malograda por Barcina". "Puesto el contador a cero, se convocarán elecciones para elegir un Gobierno que no se encuentre sorpresas al llegar al Palacio", ha indicado.

El dirigente socialista ha manifestado que desde el PSN, como "segunda fuerza política" en la Comunidad, "ha llegado el momento de dar la cara y ejercer la responsabilidad institucional de la que carece el Gobierno de Barcina". "Sabemos que hemos adoptado una decisión de suma trascendencia, por eso hemos puesto plazo a la salida de la presidenta Barcina del Gobierno", ha sentenciado.

Jiménez ha señalado que la situación que atraviesa el Ejecutivo foral es "insostenible". "UPN ha agotado el tiempo de descuento que le quedaba al frente del Gobierno", ha dicho, para añadir que "está demostrado que el agujero en las cuentas públicas que denunciamos en 2012 no sólo existe sino que ha ido creciendo".

Según ha añadido, el Ejecutivo foral "se ha manifestado como un pésimo gestor de los recursos públicos y su incompetencia ha generado unas consecuencias muy perniciosas para la Comunidad". "Además, ha tratado de ocultar año tras año esta realidad a la opinión pública con engaños, con ingeniería financiera y con diferentes normas contables", ha expuesto.

A su juicio, "los navarros no nos merecemos esto y hemos asumido demasiados sacrificios como para aceptar ahora este resultado tan nefasto". "Barcina ha puesto a Navarra en una situación de debilidad institucional, que pone en cuestión el futuro de nuestra Comunidad", ha opinado, para señalar que "nadie confía ya en este Gobierno". "Navarra desgraciadamente está más desprestigiada que nunca", ha indicado.