Publicado: 16.04.2014 10:22 |Actualizado: 16.04.2014 10:22

El PSOE pide a Interior que "lleve cuanto antes a la justicia" el fraude en los cursos formación

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El secretario de Organización del PSOE, Óscar López, ha pedido hoy al Ministerio del Interior que "lleve cuanto antes a la justicia" el posible fraude millonario en los fondos de formación para parados en Andalucía y ha asegurado que no conoce más de ese caso que lo que "Interior ha contado a los periódicos".

"No sé a qué espera Interior, después de habérselo contado a los periódicos, para no contárselo a la justicia y que actúe con contundencia y con rapidez", ha dicho Óscar López en declaraciones en el Congreso, donde ha registrado la candidatura del PSOE a las elecciones europeas ante la Junta Electoral Central.

Ha subrayado además que "cualquier asunto de este tipo se tiene que aclarar con contundencia y rapidez por parte de la Justicia".

Frente a este caso, el dirigente socialista y coordinador de la campaña electoral de su partido ha contrapuesto el caso Bárcenas, que sí que está "avanzando en la Justicia" y que, a su juicio, refleja "veinte años de financiación irregular del PP" y "toneladas de mentiras y de corrupción por parte del señor Rajoy y los suyos".

El portavoz del PP andaluz, Elías Bendodo, ha urgido este miércoles a la presidenta de la Junta, Susana Díaz, que aclarare "dónde están los 2.000 millones de euros previstos con fondos europeos para formación de desempleados" que investiga por presunto fraude la Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal (UDEF) de la Policía Nacional.

Bendodo se ha pronunciado de este modo durante una entrevista en la Cadena Cope al ser preguntado por esta nueva investigación desarrollada por la UDEF, centrada por el momento en la provincia de Málaga y que abarca los años 2009 a 2011.

La investigación, de momento, está centrada en Málaga y abarca los años 2009 a 2011

"Estamos ante una nueva operación vinculada a la gestión de gobiernos socialistas. No hemos salido del caso ERE, el mayor caso de corrupción de la historia de la democracia con cerca de 1.500 millones de euros defraudados del dinero de los parados, cuando nos metemos en otro que lo supera con creces, según los primeros datos que manejamos todos", ha asegurado el dirigente popular, que ha defendido que Díaz "tiene que asumir responsabilidades" después de haber "hablado tanto de que tenía otra forma de gobernar".

"Estamos hablando de cantidades que exigen dar muchas explicaciones a los andaluces porque necesitamos saber qué ha pasado y dónde está esa presidenta que decía que eran otros tiempos y que aquí había transparencia", ha subrayado Bendodo, que ha destacado que el PP-A viene "tendiendo la mano" a Díaz "para que rompa con el radicalismo de IU" y le ha ofrecido "distintos acuerdos por el empleo, pero no ha dicho ni sí ni no", sino que se ha limitado a dar "la callada por respuesta".

Por su parte, el número dos del PSOE a las elecciones al Parlamento Europeo, Ramón Jáuregui, ha asegurado en una entrevista en Onda Cero recibir con "tristeza y preocupación" las informaciones sobre este presunto nuevo caso de corrupción, ya que se trata de un dinero "muy importante" que debería haber estado destinado a la formación de los parados y, además, contribuye a aumentar la "fractura" entre ciudadanía y política.

Aunque ha advertido de que "aún es pronto" para valorar el alcance del fraude que investiga la Policía, ha reconocido que no le sorprende porque el dinero de los cursos de formación "desgraciadamente" en algunas ocasiones ha sido utilizado por quienes tenían que dar este servicio, ya fueran empresas privadas, sindicatos o cualquier otro organismo, para el cobro de comisiones como "financiación paralela".

El dirigente socialista ha hecho hincapié en la necesidad "urgentísima" de afrontar la "desafección y descrédito" de la política y recuperar la vinculación con la ciudadanía. A su juicio, se debe responder a este problema "con una unidad democrática mayor y una contundencia política mayor".

En este sentido, ha mostrado su esperanza de que todos los partidos sean capaces de articular en las Cortes Generales una serie de medidas que hagan frente a la corrupción "y permitan ofrecer a los ciudadanos una oportunidad" de recuperar el crédito en la política.