Público
Público

PSOE y PSC acuerdan actualizar su relación política y orgánica con el objetivo de consolidarla

El secretario de Organización del PSC y el portavoz de la gestora del PSOE coinciden en que lo más significativo del encuentro ha sido la coincidencia en que ambos partidos quieren seguir "caminando juntos" y en que eso es bueno para Catalunya y España.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:
La comisión negociadora del PSOE y PSC se reúnen en Ferraz. / Europa Press

La comisión negociadora del PSOE y PSC se reúnen en Ferraz. / Europa Press

MADRID.- La comisión de diálogo entre el PSOE y el PSC ha acordado este viernes, en su primera reunión, emprender una "actualización política y orgánica" de sus relaciones, con el objetivo de "consolidarlas", al tiempo que ha constatado la vigencia de la Declaración de Granada sobre el modelo territorial.

Es la conclusión que han expresado, tras casi dos horas de reunión, el secretario de Organización del PSC, Salvador Illa, y el portavoz de la gestora del PSOE, Mario Jiménez, que han comparecido por separado, pero con el mismo discurso.

Los dos han hecho hincapié en que lo más significativo del encuentro ha sido la coincidencia en que ambos partidos quieren seguir "caminando juntos" y en que eso no sólo es bueno para el proyecto socialista, sino también para Catalunya y España. También han subrayado que primero abordarán sus discrepancias políticas y después pasarán a la parte orgánica, es decir, a la reforma del "protocolo de unidad" de 1968.

Illa ha asegurado que ha sido una reunión "muy franca" y "muy positiva", en la que las partes han confirmado el horizonte temporal de dos meses para sus conclusiones, mientras que Jiménez ha destacado el "muy buen tono" del encuentro.

Esta comisión, formada por tres representantes del PSOE y tres del PSC, fue creada el pasado 14 de noviembre para abordar, por un lado, las diferencias de interpretación de ambas fuerzas sobre el modelo territorial, y por otro, para revisar su relación orgánica tras la decisión de los catalanes de desobedecer la resolución del Comité Federal que les obligaba a abstenerse en la investidura de Rajoy.

En lo político, la gestora cree que algunas posiciones adoptadas por los socialistas catalanes, como la defensa de Catalunya como "nación" y de España como "nación de naciones", pueden rebasar los límites establecidos en la Declaración de Granada.

En lo orgánico, por otra parte, el PSOE quiere que la relación se vuelva "simétrica", ya que desde 1968 los socialistas catalanes están representados en los principales órganos del PSOE, pero no al revés. Además, los socialistas catalanes pueden votar en las primarias para elegir al secretario general del PSOE.

Illa, que ha negado que el PSC llegara nunca a recibir ninguna "amenaza" de expulsión de los órganos del PSOE o de no participar en las primarias a secretario general, ha dado por "aparcada" esa cuestión.

Según Jiménez, ambas partes han "constatado que la relación era asimétrica" y que "entre dos partidos autónomos lo razonable es buscar la simetría". No obstante, no ha querido anticipar ningún resultado y ha recalcado que este será fruto del "consenso".  Jiménez ha insistido también en que "lo indispensable es lo político", mientras que "lo orgánico es instrumental" para garantizar que siguen compartiendo un proyecto.

La Declaración de Granada que consensuaron todos los socialistas en julio de 2013 es parte esencial de ese proyecto, en el que los socialistas defienden un modelo de Estado federal para solucionar el problema de encaje de Catalunya en España.

Jiménez ha abogado por un "proceso de clarificación entre la Declaración de Granada y algunas pronunciamientos y acuerdos del PSC y de sus órganos", tras "alguna disrupción o fallo de interpretación", ha dicho.

La comisión llamada a revisar "en profundidad" la relación entre el PSOE y el PSC está integrada por dos antiguos negociadores, Elena Valenciano (PSOE) y Antonio Balmón (PSC), que ya se encargaron de recomponer las relaciones entre sus dos fuerzas políticas en 2013, cuando también estuvieron al borde de la ruptura porque los catalanes votaron en el Congreso a favor del referéndum secesionista de Artur Mas.

Junto a Elena Valenciano y el andaluz Mario Jiménez, está el veterano de la política extremeña Francisco Fuentes, mientras que representan al PSC, además de Illa, el alcalde de Cornellá de Llobregat, Antonio Balmón y la diputada nacional Meritxell Batet.