Publicado: 25.02.2014 14:03 |Actualizado: 25.02.2014 14:03

Rajoy inaugura la campaña electoral con un pingüe avance de la reforma fiscal

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El presidente del Gobierno ha cumplido con las previsiones que centraban su discurso en la reforma fiscal que prepara el Ejecutivo, aunque ha desinflado las altas expectativas ofreciendo un escasísimo avance de las novedades tributarias concretas que supondrán estos cambios. Mariano Rajoy ha anunciado un cambio del Impuesto sobre la Renta (IRPF) "que aliviará la carga fiscal, con especial incidencia en las rentas medias y bajas" y que afectará a doce millones de contribuyentes "a partir de 2015".

Los trabajadores que ganen menos de 12.000 euros al año no pagarán el IRPF, ha asegurado el jefe del Ejecutivo entre aplausos de la bancada del PP; asimismo, Rajoy ha adelantado que "mejorarán las deducciones fiscales para las familias, porque se elevarán significativamente los mínimos personales por hijos", así como respecto a los "ascendientes y personas con discapacidad que convivan con el contribuyente". El presidente, sin embargo, no ha concretado estas cifras ni ha dado más datos sobre cómo afectará la reforma fiscal a las familias, aunque ha avanzado que el detalle de la misma se presentará a las Cortes este mes de junio.

Rajoy ha lanzado también un guiño a pequeñas y medianas empresas para que creen empleo neto con la que ha calificado de medida 'histórica'. El presidente ha anunciado que ya "con efectos del día de hoy", los contratos indefinidos de nuevos trabajadores tendrán "una tarifa plana de cotización a la Seguridad Social de 100 euros" durante 24 meses y "siempre que se trate de creación de empleo neto".

El Gobierno presentará en abril a la Comisión Europea su Programa de Estabilidad y Rajoy ha anunciado ya que las previsiones de crecimiento del Ejecutivo se elevarán al alza, con un 1% para 2014 (frente al 0,7% previsto anteriormente) y un 1,5% para 2015 (frente al 1,2%) Respecto al empleo, Rajoy también ha sido optimista, aunque ha evitado dar cifras asegurando, como en otras ocasiones, que tanto este año como el que viene "se creará empleo neto". En este sentido, el presidente ha anunciado que "el Gobierno aprobará antes de verano una Estrategia de Activación para el Empleo para los próximos dos años".

El jefe del Ejecutivo ha declarado amortizado el actual sistema de formación profesional para el empleo y ha adelantado "una reforma integral" del mismo con la puesta en marcha de "un nuevo modelo de formación profesional" regido "por los principios de transparencia y libre concurrencia" y "sometido a una evaluación permanente de los resultados" para garantizar el cumplimiento de objetivos.

Rajoy ha admitido en su discurso de hoy los problemas que tienen las empresas para acceder a una financiación que les permita crear empleo. Para activarla, ha anunciado que el Consejo de Ministros de este viernes aprobará "un paquete de leyes de fomento de la financiación para mejorar la liquidez empresarial y fortalecer la financiación no bancaria para pequeñas y medianas empresas". Un "nuevo marco normativo", ha adelantado el presidente, que, entre otras ventajas, permitirá a las pymes disponer de tres meses de "preaviso" por parte del banco si les va a cancelar o modificar el crédito o a conocer la "información crediticia" que manejen las entidades sobre ellas "para corregir errores" si los hubiera que pudieran afectar a "su imagen de solvencia".

El presidente del Gobierno ha anunciado también la aprobación por parte del Consejo de Ministros de este viernes del Plan Estratégico de Internacionalización de la Economía Española 2014-2015 para respaldar la actividad de las empresas en el extranjero y que "adquieran la mayor eficiencia posible".