Publicado: 07.12.2015 21:31 |Actualizado: 07.12.2015 21:31

Rajoy se revuelve en Algeciras contra el 'trío lalalá'

El presidente del Gobierno advierte a los españoles sobre los pactos que pueden llevar su voto a otros partidos y recuerda a Susana Díaz que ha podido garantizar los servicios y pagar a los proveedores gracias al Gobierno.

Publicidad
Media: 4.33
Votos: 3
Comentarios:
Rajoy Paella 20D

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy (c), acompañado del presidente regional del Partido Popular, Juanma Moreno (2i), del presidente provincial, Elías Bendodo (i), de la exalcaldesa de Marbella, Ángeles Muñoz (2d) y del delegado del Gobierno en Andalucía, Antonio Sanz (d), sirven una paella en un almuerzo-mitin en el Albergue Fuerte de Nagüeles de Marbella. EFE/Daniel Pérez

Lugar: Teatro Florida (Algeciras, Cádiz)
Intervinientes: José María Landaluce (alcalde de Algeciras), Juanma Moreno (presidente del PP andaluz), Teófila Martínez (candidata del PP al Congreso por Cádiz) y Mariano Rajoy.
Asistentes: aforo completo (650 personas) y gente que se quedó fuera porque no cabía.
Incidencias: Cuando el presidente llega al Ayuntamiento de Algeciras, antes del mitin, y el alcalde Landaluce le recibe de punta en blanco, trajeado y con corbata. Cuando lo ve, Rajoy se disculpa con cara de circunstancias porque va sin corbata y con la misma ropa que ha llevado todo el día.

Fue el presidente del PP andaluz, Juanma Moreno, quien bautizó esta mañana al PSOE, Podemos y Ciudadanos como "trío lalalá" porque "dicen, dicen y siempre se desdicen". Y precisamente fueron estas tres formaciones las que se llevaron los principales dardos del presidente del Gobierno en el mitin de clausura de la cuarta jornada electoral, en Algeciras.



Se le notaba a Mariano Rajoy que Cádiz le duele particularmente porque el PP ha perdido ayuntamientos tan importantes como los de la capital gaditana, Jerez o El Puerto de Santamaría a pesar de haber ganado las elecciones municipales. Por eso, el jefe del Ejecutivo arremetió con dureza contra ellos y su falta de experiencia, pero sobre todo, quiso advertir a los ciudadanos de que votar a cualquiera de los tres es "no saber" en qué partido puede acabar la papeleta. Y defendió el voto al PP como el voto seguro: "La gente lo sabe", se mostró convencido el líder conservador, que no tuvo reparos en cargar duramente contra el Ejecutivo andaluz de Susana Díaz y decirle que ha podido pagar a "los proveedores y los servicios públicos" gracias al Gobierno y al Fondo de Liquidez Autonómica (FLA)

Rajoy cargó duramente contra la Junta andaluza de Susana Díaz al recordarle que ha podido pagar a "los proveedores y los servicios públicos" gracias al Gobierno

El jefe del Ejecutivo también hizo una defensa cerrada de "la clase política", recordando que él lleva en política mucho tiempo y ha conocido a mucha gente dedicada a esta profesión. "Una inmensa mayoría -ha asegurado el presidente- trabaja por su país".

Mariano Rajoy ha culminado su intensa jornada de hoy -la cuarta de la campaña- con un mitin en Algeciras, tras una visita al Ayuntamiento de esta localidad gaditana gobernada por Landaluce y acompañado por la candidata al Congreso, Teófila Martínez.

El presidente del Gobierno, tras un acto electoral en Estepona (Málaga) por la mañana y una comida en Marbella consistente en una enorme paella para los miembros de partido invitados, se ha desplazado a Algeciras para cerrar el día. Y le han recibido con los brazos abiertos, primero, con la gente congregada ante el Ayuntamiento y muchas mujeres haciéndole fotos. Posteriormente, el presidente se ha desplazado al Teatro Florida donde militantes y simpatizantes le esperaban desde hacía tres cuartos de hora, pero sin sentarse en ningún momento para no perderse la bajada de escaleras hacia el escenario del presidente del Gobierno, que se hizo a ritmo del blues de la nueva versión del himno del PP.

La salida del presidente fue, sin embargo, más precipitada, sobre todo, porque con el retraso ya eran más de las 21:00 horas y su familia le esperaba en Doñana -donde pasan el puente- para ver en Antena 3 el debate entre la vicepresidenta y los líderes de PSOE, Podemos y Ciudadanos. El debate al que el presidente declinó ir porque no tenía tiempo.