Publicado: 18.10.2016 15:42 |Actualizado: 18.10.2016 16:33

Espinar y Urbán apuran los plazos para presentar una renovación conjunta de Podemos Madrid

Fuentes de la negociación dan por hecho que los respectivos equipos lograrán un acuerdo para fusionar sus documentos en las próximas horas, pero desde la iniciativa del eurodiputado sostienen que la decisión no está tomada. “Todo el mundo reconoce los límites de Vistalegre, pero cuesta dar pasos concretos en la dirección de cambiarlo”.

Publicidad
Media: 3.86
Votos: 7
Comentarios:
El senador de Podemos, Ramón Espinar en una imagen de archivo. EFE

El senador de Podemos, Ramón Espinar en una imagen de archivo. EFE

MADRID.-Los equipos de Ramón Espinar y Miguel Urbán ultiman este martes los detalles de un posible acuerdo que los segundos someterán a votación en poco más de 24 horas, y que determinará el equilibrio de fuerzas en el proceso interno para elegir a la nueva dirección de Podemos en la Comunidad de Madrid, su estructura organizativa y la hoja de ruta política a seguir.

Cuando se cumple el segundo aniversario de la asamblea fundacional de Podemos en el Palacio de Vistalegre, Podemos Escucha y Reinicia Podemos, dos de las iniciativas con más posibilidades de liderar el Consejo Ciudadano en la Comunidad –además de la que abanderan Rita Maestre, Tania Sánchez y José Manuel López, Adelante Podemos-, están a punto de alcanzar un acuerdo que podría decantar la balanza a su favor, como aseguran fuentes conocedoras de las negociaciones a Público. “El acuerdo está hecho, faltan detalles. Las partes intentan lograr más cosas de las que ya han sacado”, afirman. 

“El acuerdo está hecho, faltan detalles. Las partes intentan lograr más cosas de las que ya han sacado”, afirman fuentes conocedoras de la negociación

“La situación es que todo el mundo reconoce los límites y problemas de Vistalegre en el discurso, pero cuesta dar pasos concretos en la dirección de cambiarlo”, afirman desde Reinicia Podemos, la iniciativa en la que participa el eurodiputado Urbán, insistiendo en que aún no existe un acuerdo como tal, y en que serán quienes han participado en la elaboración de sus documentos quienes tendrán la última palabra al respecto.

Las primeras fuentes citadas sitúan los principales escollos en la negociación en lo que respecta al modelo organizativo, y concretan que están pidiendo a Reinicia Podemos que apoye su planteamiento de permitir la participación de los círculos en la dirección política autonómica. “Estamos a favor de que haya espacios donde los círculos sean escuchados y espacios donde sean los círculos los únicos protagonistas”, responden desde la iniciativa de Urbán, en la que matizan que su objetivo “no es una secretaría de organización para que hable en nombre de los círculos pero no les deje espacio de intervención”.

“Es verdad que con los equipos que mas difícil resulta en lo organizativo es con los dos herederos de Claro que Podemos [la marca tradicionalmente utilizada por el secretario general, Pablo Iglesias, en los procesos internos], pero aún seguimos en ello y esperamos que en las próximas horas alcancemos acuerdos con esos equipos que refuercen un Podemos que desborde y sea más democrático y participativo”, apostillan.

Reinicia Podemos:“Es verdad que con los equipos que mas difícil resulta en lo organizativo es con los dos herederos de Claro que Podemos"

Por otro lado, todas las fuentes consultadas también reconocen diferencias en lo que respecta a los espacios comarcales. Los equipos de Urbán y Espinar sí están de acuerdo, por ejemplo, en limitar el poder orgánico a un cargo por persona. De hecho, falta por concretar el porcentaje –la horquilla va del 50 al 35% del total-, pero plantean acotar el número de cargos institucionales en los órganos del partido. “Son unos mínimos imprescindibles para romper con el modelo y las dinámicas burocráticas de Vistalegre”, aseguran desde Reinicia Podemos.



La postura sobre el PSOE, en el aire

Las fuentes conocedoras de la negociación consultadas aseguran que el documento político que ambos equipos están desarrollando básicamente añade al texto de Reinicia Podemos parte del escrito redactado por Podemos Escucha. Se suprimiría así el rechazo a la entrada del PSOE en gobiernos locales en los que participe Podemos que defendía Urbán y se condicionaría esta entrada a la celebración de una consulta a las bases, siempre según las mismas fuentes. 

"Sobre el documento político ya hemos dicho que hay un acuerdo en la hoja de ruta de aquí a los próximos años como oposición, si se transacciona podemos redactarlo conjuntamente pero lo que nos preocupa es la dirección política. Nosotros lo hemos dejado claro: no sostendremos en ninguna parte las políticas de la gran coalición", afirman desde Reinicia Podemos, sin dar más detalles al respecto.

Una alianza entre Espinar y y Urbán les permitiría sumar fuerzas frente a Maestre, encuadrada en el sector más próximo a las tesis del número dos del partido, Íñigo Errejón

La prudencia para proteger este principio de acuerdo ha impregnado todos los mensajes de los representantes de ambos equipos en las últimas semanas. Durante la tarde de este martes los equipos negociadores de Podemos Escucha, en los que han participado Ramón Espinar o Fran Casamayor -ambos considerados afines a las tesis del secretario general-, y Reinicia Podemos, con Isabel Serra o Raúl Camargo –ambos vinculados a Anticapitalistas- volverán a reunirse para intentar limar todas las asperezas y obtener un acuerdo para que los últimos puedan someterlo a votación.

La decisión definitiva sobre estas transacciones la tomarán este miércoles, en una Asamblea en el centro cultural Buenavista, en Madrid. Quienes han participado en la elaboración de los 11 documentos de Reinicia Podemos desde su presentación, el pasado 18 de septiembre, están llamados a participar en este encuentro, que se celebra apenas unas horas antes de que acabe el plazo para fusionar documentos y comience la fase de cierre de los documentos finales, entre el 20 y el 23 de octubre.

Del 24 al 27 de este mes se votarán los documentos finales, mientras que la elección de los órganos tendrá lugar entre el 5 y el 9 de noviembre. De hecho, las posibles transacciones entre documentos, que ya están teniendo lugar, serán determinantes para acotar el escenario del debate sobre “las caras”. En una entrevista con Público tras lanzar su propuesta el propio Urbán no descartaba dar un paso a un lado y respaldar la candidatura de Espinar en caso de llegar a puntos en común en el debate sobre los documentos.

Esta alianza les permitiría sumar fuerzas frente a Sánchez, Maestre y López, encuadrados en el sector más próximo a las tesis del número dos del partido, Íñigo Errejón. De hecho, y aunque oficialmente todos los portavoces de la formación hayan descartado la existencia de un acuerdo al respecto, fuera de cámara algunos dirigentes especulaban con esta posibilidad desde hace meses. 

“Dependerá de si llegamos a acuerdos políticos con otros textos, de si se pueden o no fusionar nuestros textos con los de Podemos Escucha, Proceso Adelante u otros”, sostenía en la entrevista Urbán, comprometido a pactar “con cualquiera que quiera enterrar Vistalegre”; esto es, sustituir la estructura de “maquinaria electoral” que hoy sustenta al partido y construir una organización menos jerárquica y centralizada.