Público
Público

Récord en la Audiencia Nacional: siete juicios por enaltecimiento del terrorismo en redes sociales en sólo una semana

'Maratón' de juicios contra internautas por enaltecer acciones de ETA y el GRAPO en Twitter, Facebook y Youtube. El órgano central sólo celebrará una vista contra un supuesto miembro de organización terrorista.

Publicidad
Media: 3.60
Votos: 5
Comentarios:
Entrada de la Audiencia Nacional, en Madrid. EFE

Entrada de la Audiencia Nacional, en Madrid. EFE

Todo un récord. La Audiencia Nacional ha señalado siete juicios por enaltecimiento de terrorismo en redes sociales para esta semana, frente a uno sólo de integración en organización terrorista, según su agenda de señalamientos.

El Parlamento modificó en 2015 el Código Penal y endureció el delito de enaltecimiento del terrorismo a través de las redes sociales, con el fin de luchar contra la propaganda yihadista y la difusión cruel de sus asesinatos, a través de la Ley Orgánica 2/2015, de 30 de marzo.

Al ser terrorismo, el órgano competente es la Audiencia Nacional, heredera del antiguo Tribunal de Orden Público del franquismo y que en la democracia se convirtió en un instrumento clave para la lucha contra el terrorismo etarra, competencias que luego fueron ampliadas a la lucha contra el crimen organizado.

La agenda de la Audiencia Nacional de esta semana incluye ocho juicios.

Pero sólo uno de ellos resolverá el caso de un supuesto integrante en organización terrorista: es el juicio a Mohamed Said Mohamed, quien se enfrenta a 10 años de cárcel y fue detenido en 2014 en Melilla como presunto líder de una célula yihadista vinculada al Daesh. Su juicio se suspensión el 20 de julio de 2016 se al no poder declarar un testigo que la Fiscalía considera clave para el procedimiento.

Los otros siete juicios abordarán supuestos delitos de enaltecimiento del terrorismo en redes sociales, que colisionan con otros derechos fundamentales, como la libertad de expresión.

Penas de uno a dos años y medio de cárcel

En estos siete juicios se juzgará a Alfredo Remírez Maralón, Javier Martínez Rastrollo, Jesús María Llastra Herranz, Cassandra Vera Paz, Arkaitz Terrón Vives, Xavier Zalaia Madariaga y Jordi Clara Turón. La Fiscalía pide para los siete acusados penas que oscilan entre uno y dos años y medio de prisión.

El primero de ellos enjuiciará a Remírez Marañon, condenado ya en 2009 a un año de prisión por enaltecimiento del terrorismo, quien se enfrenta ahora por el mismo delito a una pena de dos años de cárcel, 16 de inhabilitación absoluta y cinco de libertad vigilada.

Según explica el escrito de acusación provisional de la Fiscalía desde 2010 este acusado lleva publicando en Twitter comentarios de "apoyo a organizaciones terroristas, a sus integrantes y acciones cometidas y de vejación a las víctimas del terrorismo".

Un día después la Sección Segunda de lo Penal de la Audiencia Nacional juzgará a Martínez Rastrollo por publicar de manera "habitual y continua" entre los años 2012 y 2015 en la misma red social que el anterior una serie de mensajes e imágenes en los que se ensalzan y justifican los actos de ETA y GRAPO, indica Fiscalía.

El Ministerio Público considera que con estas publicaciones se está "menospreciando en otros a concretas víctimas de los mismos y provocando y alentando en varios de ellos a la realización de actividades terroristas", ya que el perfil de Twitter era público, por lo que interesa que se imponga la pena de dos años y medio de prisión y una multa de 5.400 euros.

Ese mismo día 28 la Sección Primera estudiará el caso de Lastra Herranz a raíz de la denuncia presentada por Pablo Gustavo Broseta,en nombre suyo y de sus hermanos tras visionar un vídeo que encontró en 2014 en el portal Youtube sobre el asesinato de su padre, Manuel Broseta.

Las imágenes, bajo el título "1992-Asesinato de Manuel Broseta", contaba con un comentario que se relaciona con el acusado, en el que se podía leer: "Muy bien que mataran a este degenerado Blavero repugnante, cada año lo celebro", cuenta el escrito del fiscal.

Este mismo escrito destaca que Lastra realizaba una "intensa actividad" para insertar "comentarios laudatorios y propagandísticos de las ideas y actividades de ETA en vídeos publicados en distintos servidores de Google, sobre todo en Youtube". Por ello, Fiscalía pide la pena de dos años de prisión y la indemnización de 3.000 euros a cada uno de los hijos de Broseta Pont.

El miércoles sólo se celebrará un juicio sobre este asunto y será el de Vera Paz, para quien la Fiscalía pide dos años y medio de prisión y tres años de libertad vigilada por el delito de humillación a las víctimas del terrorismo. Según el escrito provisional de calificación del Ministerio Público, Vera Paz escribió en su cuenta de Twitter varios mensajes en los que se hacen chistes sobre el atentado del almirante Luis Carrero Blanco.

El jueves habrá tres juicios por enaltecimiento del terrorismo en redes sociales. Las secciones Primera, Tercera y Cuarta juzgarán a Terrón Vives, Zelaia Madariaga y Clara Turón, respectivamente.

Terrón Vives se enfrenta a una pena de dos años de prisión y una multa de 4.800 euros, difundió diversos comentarios y fotografía en los que se homenajeaban miembros de ETA como José Miguel Beñaran Ordeñana 'Argala', Juan Paredes 'Txiki' o Ángel Otaegi. Además, instó a cometer nuevos atentados terroristas y celebró algunos ya perpetrados como el de Carrero Blanco.

En cuanto a Zelaia Madariaga publicó en su perfil de Facebook numerosas imágenes con simbología independentista, así como lemas relacionados con ETA. Entre ellas, no sólo se aprecian fotografías de miembros de la banda terrorista, sino también el anagrama de la misma y la estrella roja de cinco puntas, identificador de la izquierda radical vasca y por ello el Ministerio Público solicita un año y ocho meses de cárcel, más dos años de libertad vigilada.

Por último, Jordi Clara Turón será juzgado por su "Intensa actividad" en Twitter, red social en la que hizo chistes sobre Irene Villa y pidió la ilegalización de la Asociación de Víctimas del Terrorismo (AVT). Fiscalía solicita un año de prisión para este acusado por el delito de humillación de las víctimas del terrorismo.