Público
Público

Referéndum 1-O El veto a la libertad de expresión sobre Catalunya llega a Asturias

El Ayuntamiento de Gijón revoca la autorización inicialmente concedida de cesión de un espacio municipal para la celebración de la charla-coloquio titulada 'Cataluña, de la Transición al referéndum'.

Publicidad
Media: 2.88
Votos: 8
Comentarios:

Cartel del acto suspendido en Gijón.

Primero fue Madrid y ahora Gijón. El Gobierno local de la ciudad asturiana ha prohibido la celebración de un debate en torno al proceso independentista catalán, que iba a tener lugar este sábado en un centro municipal. El Consistorio de Foro ha argumentado que el acto no se ajusta a los "fines primordiales" del equipamiento público de acoger actividades sociales, culturales, deportivas o de participación ciudadana. Lo cierto es que dicha decisión llega después de que un juez suspendiera un acto en Madrid a favor del 'derecho a decidir'.

De esta manera, el Ayuntamiento de Gijón revoca la autorización inicialmente concedida de cesión de un espacio municipal en el Centro Municipal del Llano para la celebración de la charla-coloquio titulada Cataluña, de la Transición al referéndum'.

En este acto estaba prevista la participación, el próximo día 16, del diputado de ERC en el Congreso de los Diputados Joan Tardá, así como Óscar Simón, del Consejo de Dirección de la CUP; Quim Sopena, del Consejo de Dirección de Catalunya en Común; y Martí Causa, miembro del Consejo de Dirección de la Revista Viento Sur.

Antes de la citada revocación, el Ayuntamiento había solicitado a los organizadores, la Federación Asturiana Memoria y República (Famyr), que determinara el contenido concreto del acto "acreditando suficientemente la conformidad del mismo con la providencia del Tribunal Constitucional (TC) de tal forma que se justifique que el citado acto no pretenda en modo alguno vulnerar, ignorar o eludir la suspensión acordada de la Ley catalana 19/2017 ni implicar actuación alguna orientada a la preparación y/o la celebración del referéndum sobre la autodeterminación de Cataluña".

En ese mismo escrito, advierten de que de ser así, se tendrá por desistida la petición de cesión del espacio en el centro municipal. En respuesta a esta petición, los organizadores remitieron un documento en el que defienden que "en forma alguna" el acto previsto vulnera la providencia del Tribunal Constitucional sobre la suspensión del Referéndum en Catalunya, ya que en Asturias no está convocado ni puede entenderse como un acto de campaña del mismo.

No se vulnera lo dictado por el Constitucional

Es más, Famyr defiende que, visto los ponentes y las dispares posiciones políticas de estos, se trata de un debate y no un acto de apoyo al Referéndum en sí "y mucho menos una opción de voto determinado". Y aunque sí reconocen que es evidente que se hablará de este tema, como se hace también en medios de comunicación, sedes parlamentarias y otros foros de debate, han insistido en que no se vulnera lo dictado por el TC.

"Ello sería una interpretación extensiva de dicha providencia, totalmente vetada por la Constitucional Española y que vulneraría los derecho de libre reunión y de expresión, así como de libertad ideológica", aclaran.

Para los organizadores, sería una interpretación "antidemocrática" que impediría a los ciudadanos debatir de cualquier tema de actualidad. Asimismo, han añadido que se 'veto' sería "tan absurdo" como impedir un debate sobre eutanasia, el aborto o el homicidio, "porque en el mismo alguien pudiera defender la comisión de dichos delitos, lo cual resulta un absurdo lógico y jurídico", apuntan en el escrito de respuesta al Ayuntamiento.

También recalcan en el mismo que la suspensión de este acto les implicaría daños y perjuicios evidentes por los gastos ya desembolsados a los ponentes, "lo cual entendemos no debemos sufrir, pues nada ilegal estamos haciendo por debatir de temas de actualidad política", reivindican.