Publicado: 25.03.2014 07:00 |Actualizado: 25.03.2014 07:00

Los restos de Suárez y su esposa yacerán, en el claustro de la Catedral de Ávila junto a Sánchez-Albornoz

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El expresidente del Gobierno, Adolfo Suárez, será enterrado este martes en el claustro de la Catedral de Ávila junto a su esposa, Amparo Illana, cuyos restos fueron exhumados ayer lunes y trasladados al templo catedralicio. Los restos del expresidente y su esposa se situarán cerca de la tumba del historiador y expresidente de la República en el exilio Claudio Sánchez-Albornoz.

El entierro en la Catedral fue solicitado por Suárez "hace tiempo" y concedido el "privilegio" por el obispo y el Cabildo Catedralicio, y a su mujer "como gracia en función de que era su esposa", según ha explicado el  deán de la Catedral de Ávila, Fernando Gutiérrez. Al igual sucedió con el caso de Sánchez-Albornoz, que fue enterrado en 1984 "a tres metros" de donde reposará Suárez y su esposa.

Los restos del exprtesidente llegarán a Ávila, hacia las 13:00 horas,  desde el Congreso de los Diputados, tras las ceremonias previstas después de que a las 10.00 horas de la mañana cerrara la capilla ardiente, que ha permanecido abierta durante toda la noche, y por donde han pasado miles de ciudadanos, en concreto unas 30.000 personas, según fuentes del Congreso de los Diputados. 

Los hijos de Suárez han querido agradecer el respeto y trabajo de los medios de comunicación desde que el pasado viernes anunciara Adolfo Suárez Illana que la muerte de su padre era inminente, y han saludado emocionados uno por uno a los periodistas. En el momento en el que se ha cerrado la capilla, la familia ha abandonado el Salón de Pasos Perdidos y tras ellos han salido el resto de autoridades y diputados, que han estado velando en las últimas horas a Adolfo Suárez.

Una hora después del cierre de la capilla ardiente, a las 11.00 horas, un piquete de honor portará el féretro hasta el final de la escalinata de la Puerta de los Leones, donde el presidente Mariano Rajoy presidirá los honores militares, con arma presentada e himno nacional, de despedida del féretro. A continuación, el féretro será depositado sobre un armón de artillería y, seguido a pie por la familia y las autoridades, será conducido hasta la plaza de Cánovas del Castillo. Después de una despedida del duelo con toque de oración, descarga de fusilería de la guardia de honor y desfile ante el féretro, éste será introducido en un furgón que le trasladará hasta la Catedral de Ávila.

Antes de la llegada a la Seo abulense, el cortejo fúnebre recorrerá las principales calles de la ciudad. El obispo de Ávila, Jesús García Burillo recibirá al féretro a la puerta de la Catedral, antes de que sea colocado en el pasillo central para la celebración de un funeral, tras lo que recibirá sepultura.

El funeral de Estado en memoria del expresidente se celebrará el lunes 31 de marzo de 2014, a las 19:00 horas en la Catedral de La Almudena de Madrid, y será presidido por el cardenal arzobispo de Madrid, Antonio María Rouco Varela.