Publicado: 11.06.2014 11:12 |Actualizado: 11.06.2014 11:12

Rosa Díez cree que apoyar la monarquía es "el mayor acto de calidad democrática"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La líder de UPyD, Rosa Díez, ha reclamado hoy al futuro rey Felipe VI que entienda su cargo como "una dignidad llena de obligaciones" y no de "privilegios ni corruptelas ni para él ni para su familia", un monarca que se comporte con transparencia, honradez y "neutralidad ideológica". "Es el rey que España necesita", ha proclamado Díez en el debate sobre la ley orgánica de abdicación hoy en el Congreso y que contará con el apoyo de su partido.

La portavoz de UPyD, quien se enfrenta a esta cita como "la conquista de la normalidad y la estabilidad institucional", ha reconocido el "innegable papel" del Rey durante la transición y su contribución para la consolidación de la democracia. Además, ha reconocido que España requiere "profundas reformas institucionales", no como una prolongación de la vieja política sino con una auténtica voluntad de cambio, sabiendo, no obstante, que "no hay democracia de ninguna clase -ni de baja ni de alta calidad-, sin cumplimiento y respeto de la legalidad, comenzando por la Constitución". Por eso, ha estimado que "el mayor acto de calidad democrática" que deben ejercer los diputados en este momento es hacer que se cumpla la Carta Magna refrendando la abdicación del Rey.

Para la líder de UPyD, esta es una oportunidad para salvar la democracia de la "corrupción que la corroe", del "enjuague público-privado", de los "populismos de radicalidad y de ruptura", y de los "salvapatrias de una y otra facción". UPyD, ha dicho, cree que es el momento de apoyar y colaborar para que el nuevo rey pueda tener éxito en su función, aunque ha advertido de que ese respaldo "no es un cheque en blanco", porque tiene que impulsar la regeneración democrática en un país "institucional y socialmente malherido".

"No puede haber más ocurrencias ni improvisaciones, más cesiones gratuitas ante el que nos amenaza o incumple las leyes, y tampoco más paños calientes ante el que engaña, manipula, estafa, miente o roba", ha sentenciado, y ha opinado que al nuevo rey le corresponde encarnar las nuevas aspiraciones y respetar las nuevas exigencias de los españoles. Después de anotar que la sociedad quiere "más democracia y democracia de más calidad", ha confiado en que Felipe VI sea garante de la unidad de la nación y que entienda su cargo como una dignidad "llena de obligaciones y no de privilegios ni corruptelas ni para él ni para su familia".

Díez se ha mostrado tajante respecto al referéndum sobre la monarquía: "Es ilegal"

A su juicio, el rey que España "necesita" es el que se comporte con transparencia y honradez, con neutralidad ideológica y con espíritu de servicio, que además dé ejemplo de austeridad y transparencia. Sobre el referéndum entre Monarquía y República que demandan fuerzas como la Izquierda Plural, ha sentenciado que es "ilegal" porque trata de enmendar la Constitución sin respetar el procedimiento establecido. También sería un fraude, que sólo se emplearía como "un ariete" para demoler la Carta Magna y que conduciría a un "punto cero preconstitucional".

La portavoz de UPyD, quien se enfrenta a esta cita como "la conquista de la normalidad y la estabilidad institucional", ha reconocido el "innegable papel" del Rey durante la transición y su contribución para la consolidación de la democracia. Además, ha reconocido que España requiere "profundas reformas institucionales", no como una prolongación de la vieja política sino con una auténtica voluntad de cambio, sabiendo, no obstante, que "no hay democracia de ninguna clase -ni de baja ni de alta calidad-, sin cumplimiento y respeto de la legalidad, comenzando por la Constitución".

Por eso, ha estimado que "el mayor acto de calidad democrática" que deben ejercer los diputados en este momento es hacer que se cumpla la Carta Magna refrendando la abdicación del Rey.