Publicado: 06.11.2013 07:00 |Actualizado: 06.11.2013 07:00

Ruz interroga a Del Rivero y al exgerente de Cospedal por una comisión de 200.000 euros

Bárcenas declaró al juez que Sacyr puso el dinero para la campaña del PP castellanomanchego de 2007, a cambio de la adjudicación de una contrata del Ayuntamiento de Toledo

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Las revelaciones de Luis Bárcenas llevan este miércoles ante el juez Pablo Ruz al constructor Luis del Rivero, al presidente de Sacyr, Manuel Manrique, y al exgerente del PP de Castilla-La Mancha, José Angel Cañas. Los dos primeros, por haber pagado una comisión de al menos 200.000 euros para la campaña del partido en esa comunidad autónoma en 2007 (a la que era candidata María Dolores de Cospedal), y el tercero, por haberla cobrado, todo ello siempre según la versión del extesorero.

Los tres comparecerán en calidad de imputados. A Cañas se le practicará una prueba caligráfica para establecer si es suya la firma que aparece en un documento aportado a la causa por Bárcenas, aparentemente el "recibí" del dinero pagado por Sacyr que habría acabado en las arcas del PP castellanomanchego. A cambio, una filial de la constructora, Sufi, habría sido beneficiada con la contrata de limpieza del Ayuntamiento de Toledo.

Será la segunda vez que comparezca ante el juez como imputado Luis del Rivero, que lo hizo el pasado 28 de mayo para negar haber hecho donativos al partido, en contra de lo que se refleja en los papeles de Bárcenas, que señalan que dió 480.000 euros al PP en ese periodo. Entre 2002 y 2012, obtuvo 117 contratos de administraciones públicas gobernadas por la formación conservadora, por importe superior a los 1.000 millones de euros.

Del Rivero aseguró que tenía más contacto con Alvaro Lapuerta que con Bárcenas, y que veía a muchos ministros y dirigentes del PP, PSOE o CiU en razón de su cargo de presidente de una empresa puntera en su sector. Otros papeles presentados esta semana por Bárcenas al juez, y publicados por "El Mundo", señalan que, en la época de la supuesta comisión de los 200.000 euros, el extesorero vió al expresidente de Sacyr 11 veces en el plazo de 11 meses.

La semana pasada, el PP de Castilla-La Mancha negó haber recibido 200.000 euros de manos de Luis Bárcenas en el año 2007 correspondientes a una comisión de Sacyr a cambio de una adjudicación, según un escrito entregado al juez de la Audiencia Nacional Pablo Ruz, que investiga esta transacción sospechosa denunciada por el propio extesorero del PP.

"No consta en el Partido Popular documentación contable ni de ninguna otra índole de la que se desprenda la recepción por D. José Ángel Cañas (gerente del partido en Castilla-La Mancha) de la cantidad de 200.000 euros en el año 2007", señalaba el escrito.

El pasado mes de julio, tras conocer las manifestaciones hechas ante el juez por Bárcenas, y la entrega por éste del recibí del dinero firmado por el entonces gerente del partido en la región, José Angel Cañas, la presidenta del PP de Castilla-La Mancha, María Dolores de Cospedal, declaró a la prensa: "Lo único que prueba este documento, que es lógico que exista, si es que prueba algo, es que el gerente del PP en Castilla La Mancha, al igual que el resto de los gerentes regionales del partido, recibirían la asignación para la campaña electoral, de la que Bárcenas entonces, como gerente, era responsable y administrador de la campaña".

La formación aseguró en su escrito que no consta en su documentación y archivos referencia alguna al cobro de la citada comisión. Ruz había solicitado al partido que aportara "toda la documentación contable o de cualquier otra índole, así como la información que tuviere" sobre la recepción de este dinero.

Según la versión de Bárcenas, María Dolores de Cospedal le pidió hacer la gestión ante Del Rivero para conseguir el dinero para la campaña. También implicó a Vicente Tirado, actual presidente de las Cortes de Castilla-La Mancha, a quien situó en la reuniòn con Del Rivero y Manrique para conseguir la donación de 700.000 euros a cambio de la contrata. De acuerdo a Bárcenas, los 200.000 euros que dió a Cañas en dos tandas de 100.000, eran parte de los 700.000 en los que acordó el apoyo económico de Sacyr al partido en Castilla-La Mancha.