Publicado: 02.09.2016 21:32 |Actualizado: 03.09.2016 17:21

Sánchez buscará una mayoría alternativa para gobernar

El líder del PSOE abre la vía a las “fuerzas del cambio” para buscar una solución política, pero no dará el paso sin tener los apoyos cerrados.

Publicidad
Media: 3.67
Votos: 15
Comentarios:
El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, en su escaño junto al diputado Antonio Hernando. - EFE

El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, en su escaño junto al diputado Antonio Hernando. - EFE

MADRID.- El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, encendió todas las especulaciones cuando invitó desde la tribuna del Congreso a las “fuerzas del cambio” a buscar una solución política para que no haya terceras elecciones, lo que sonó a que estaba postulando para volver a intentar presentarse.

Sánchez lo dijo muy claro, pero su equipo más cercano se apresuró a salir a los pasillos del Congreso para matizarlo. Lo que vinieron a decir es que Sánchez, a partir de la derrota de Rajoy en la segunda votación de la investidura, abrirá una vía de diálogo posiblemente con Podemos y Ciudadanos buscando una alternativa para evitar terceras elecciones, pero no se postulará para otra investidura… a no ser que se llegase a un hipotético acuerdo.



Según fuentes consultadas, no será una negociación como la anterior, será al más alto nivel, corta y clara. Si hay acuerdo Sánchez dará el paso y. sino, al menos dirá que lo ha intentado

Sánchez, posiblemente, quiere reeditar lo que hizo tras el 20-D con Ciudadanos y Podemos en el nivel de compromiso que ambos quieran, pero buscando un Gobierno de cambio que releve al Partido Popular. Ese es el objetivo.

Según fuentes consultadas, no será una negociación como la anterior, será al más alto nivel, corta y clara. Si hay acuerdo Sánchez dará el paso y. sino, al menos dirá que lo ha intentado. De momento, ese es lo que busca el líder socialista, abrir el diálogo con las fuerzas parlamentarias que han dicho que “no” a Mariano Rajoy.

Sánchez con este anuncio sigue cumpliendo la resolución del Comité Federal que le mandata a buscar ese acuerdo si el candidato del Partido Popular no lo consigue, con la salvedad de que no puede apoyarse en las fuerzas independentistas. El líder del PSOE no está pensando en ellas.

El “plan b” de Sánchez ya se ha puesto en marcha y ahora falta saber qué recorrido tiene, pero la primera parte de sus objetivos políticos se cumplió este viernes al ver salir a Mariano Rajoy perdiendo como presidente en funciones la segunda votación de su investidura.