Público
Público

Sánchez cree que el voto secreto y los afines a López le darán la victoria

Calculan que sólo en Andalucía igualarán en votos la ventaja en avales que le sacó Susana Díaz

Publicidad
Media: 3.33
Votos: 3
Comentarios:

El exsecretario general del PSOE y candidato a las primarias de este partido, Pedro Sánchez, durante su participación en un acto con militantes en la localidad malagueña de Cártama. EFE/Carlos Díaz

Desde la entrega de avales, en la candidatura de Pedro Sánchez se respiran aires de victoria de cara al 21 de mayo. Ganar en diez comunidades autónomas en firmas frente a Díaz –fundamentalmente en Asturias y la Comunidad Valenciana-, y que no fuera arrasado en los territorios cuyos barones han apostado desde el principio por la dirigente andaluza -como Extremadura o Castilla-La Mancha-, ha llevado al convencimiento al equipo sanchista de que en votos superarán con creces los más de 53.000 respaldos recibidos para formalizar la candidatura, y también los 60.000 de su principal rival.

Un destacado dirigente del equipo de Sánchez lo explicó a Público así: “El suelo de Sánchez son los avales que ha recibido. El día 21 sólo cabe sumar en todos los territorios”, aseguró.

Los sanchistas confían en que el voto secreto sea un factor a su favor

El motivo de esta aseveración es que los sanchistas confían en que el voto secreto sea un factor a su favor, al no jugar las presiones que ellos consideran que han ejercido los aparatos de las federaciones proclives a Díaz para lograr los avales. En su caso, aseguran que no tenían ni la posibilidad de ejercer esa presión y, por ello, creen que todos sus avales son votos garantizados.

Por ello, según algunos cálculos que se manejan en el entorno de Sánchez, sólo en Andalucía esperan subir en número de votos la diferencia de avales que obtuvo Díaz, es decir, pasar de los casi 9.000 que obtuvieron a una cifra cercana a 15.000. Hay que recordar que la dirigente andaluza superó a Sánchez en más de 6.000 firmas.

También tienen cálculos que en Extremadura y en Aragón se darán significativos incrementos del número de votos frente al de avales que lograron, lo que creen que será una tendencia en mayor o menor medida en cada federación.

La candidatura de Sánchez ha detectado de forma clara el acercamiento de militantes y dirigentes afines a Patxi López

El otro factor que lleva a la candidatura de Sánchez a tener un “moderado optimismo” en la victoria, es que están empezando a detectar de forma clara el acercamiento de militantes y hasta dirigentes afines a López al ex secretario general.

Parece que los grupos de apoyo al ex lehendakari, dicen que en al menos media docena de territorios, se están inclinando en esta recta final de la campaña por el apoyo a Sánchez que evite la victoria de Susana Díaz.

Sánchez, además, quiere intensificar esta semana su oferta a López de “hacer el camino juntos”, y está retomando el acercamiento a los secretarios generales que estuvieron con él hasta el 1 de octubre, aunque luego se sumaron a la candidatura de López.

A todo esto, el “moderado optimismo” sanchista en la victoria también sigue basado en la afluencia de público a sus actos, tanto a los que protagoniza Sánchez como a los que convocan otros miembros de su equipo como Cristina Narbona, Manuel Escudero, José Luis Ábalos, Odon Elorza o Adriana Lastra. “La movilización va cada día a más”, asegura un miembro de su equipo, que reta a comparar asistentes con los actos realizados por las otras candidaturas.

No obstante, se admite la fortaleza de la candidatura de Díaz y se reconoce que ha intensificado su trabajo desde la sorpresa de los avales. En este sentido, admiten que “se han puesto las pilas” porque, según dicen los sanchistas, ellos mismos se creían que con la recogida de las firmas el partido iba a estar ya ganado antes del 21 de mayo.

Sánchez, sin embargo, quiere seguir en la misma línea de situar al PSOE en la izquierda, denunciar una y otra vez la abstención para darle el Gobierno a Mariano Rajoy y dar el máximo protagonismo a la militancia socialista. Serán los tres ejes que el lunes defenderá en el debate de este lunes a las 12 del medio día, en el que el ex secretario general buscará defender sus planteamientos sin crispación y sin entrar en polémicas que se consideran que ahora sólo se pueden volver en su contra.