Público
Público

Sánchez fijará su hoja de ruta en los temas de mayor consenso y la agenda social

La primera reunión del Gabinete de Sánchez buscará alargar el impacto de su composición y se centrará en los nombramientos. Algunas voces plantean cambiar el nombre de Consejo de Ministros por Consejo de Gobierno.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Los nuevos ministros, acompañados del Rey Felipe Felipe VI (c), y el presidente del gobierno Pedro Sánchez. /EFE

No se esperan grandes novedades en el primer Consejo de Gobierno del Gobierno de Pedro Sánchez, entre otras cosas, porque se quiere seguir explotando el impacto positivo que ha causa la composición del Ejecutivo.

Así, habrá la tradicional foto en la escalinata de La Moncloa, se dedicará buena parte de la reunión a las presentaciones y todo apunta a que se estrenará como portavoz la ministra de Educación, Isabel Celaá; ya que en principio no está prevista la comparecencia del presidente del Gobierno.

No obstante, Sánchez tiene previsto empezar a marcar los primeros pasos de su Ejecutivo, diseñando una hoja de ruta que pasa por dos ejes: buscar asuntos donde sea posible el consenso y prioridad a la agenda social.

También se esperan políticas de gestos y simbólicas, y se ha abierto el debate de cambiar la denominación de Consejo de Ministros por Consejo de Gobierno para combatir el lenguaje sexista y, aunque se ve con agrado el asunto, no está decidido si se va a abordar este tema. “A mí me parece bien”, dijo a Público una ministra que el jueves juró su cargo en el “consejo de ministras y ministros”.

Asimismo, se apunta a que se podrán anunciar las primeras acciones legislativas del Gobierno a medio plazo, que estarán vinculadas a las iniciativas registradas como Proposiciones de Ley en el Congreso, especialmente las relativas a la Ley de Memoria Histórica y la de igualdad salarial.

No obstante, el grueso del encuentro se destinará a los nuevos nombramientos en los ministerios (hay que designar a más de una veintena de secretarios de Estado) y cada miembro del Gabinete hará una breve exposición de los objetivos que se plantea como prioritarios en esta nueva etapa.

En Moncloa se respira satisfacción y tranquilidad por cómo van transcurriendo estas primeras horas y se quiere prolongar lo más posible “la luna de miel”, conscientes de que durará poco y que se avecina una segunda parte de la legislatura dura y difícil.