Publicado: 30.11.2014 15:02 |Actualizado: 30.11.2014 15:02

El socialismo independentista estrena partido

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Mariano Rajoy escenificó el sábado en su visita a Barcelona la negativa del gobierno a pactar con Catalunya en un marco que no sea el de la Constitución, hiriendo de muerte la famosa tercera vía que lleva propugnando el Partido Socialista de Catalunya (PSC) desde 2012. Pues bien. Un día después del contundente mensaje del presidente español, y con la voluntad de erigirse como "un espacio de confluencia entre la izquierda catalanista y soberanista", se ha presentado en Barcelona Moviment d'Esquerres (MES), una fuerza política fruto de la fusión entre Nova Esquerra Catalana (NECat), liderado por el exdirigente socialista Ernest Maragall, y Moviment Catalunya, dos de las organizaciones surgidas de la fuga de militantes críticos con el PSC precisamente por la forma en la que su partido se estaba abordando el proceso catalán.

Los miembros del comité de enlace de este nuevo actor político, Magda Casamitjana y Pere Almeda, de NECat, y Jordi Martí y Pia Bosch, de Moviment Catalunya, han sido los encargados de explicar el proyecto, que se ha dado a conocer en el Casinet d'Hostafrancs, en pleno barrio de Sants. Almeda ha hecho hincapié en la coyuntura política que atraviesa Catalunya para reivindicar que este nuevo partido está "plenamente comprometido con el proceso democrático de la autodeterminación" y ha subrayado que "el catalanismo no podía renunciar a expresarse a través del socialismo".

Martí, portavoz de Moviment de Catalunya, considera que MES nace "sin rencor" y "devuelve al socialismo a la escena política de donde nunca debería haber desaparecido". También ha declarado que "hoy se acaba la diáspora y empieza la confluencia", si bien ha criticado abiertamente aquellas propuestas políticas que buscan "quemarlo todo y vender ideales y mundos nuevos". Por su parte, Pia Bosch ha hecho hincapié en la "unidad recuperada del socialismo catalán" y ha advertido que "sin sumar, no podremos servir al país".

En el manifiesto que también se ha hecho público este domingo, MES reclama a Catalunya tres estructuras de gobierno "plenamente adecuadas a los factores del siglo XXI". El primero, "unos ayuntamientos con máxima autonomía y recursos económicos hasta ahora nunca concedidos"; el segundo, "una Catalunya Estado que recupere las prioridades de la política de izquierdas"; y para terminar, "una Unión Europea que gobierne la cooperación interna en un nuevo espacio común federal". En el mismo documento, el nuevo partido asegura arrastrar "errores propios o de los partidos de los que hemos formado parte" pero promete "no repetirlos".

En la presentación de MES ha sorprendido la visita inesperada del expresidente de la Generalitat Pasqual Maragall; también han acudido el portavoz de ERC en el Congreso, Alfred Bosch y los exdirigentes del PSC Ernest Maragall, Montserrat Tura o Marina Geli, esta última una de las últimas, valga la redundancia, en romper el carnet del PSC. El presidente de Súmate, Eduardo Reyes; Jaume Bartumeu, miembro de la asociación Socialdemocràcia i Progrès d'Andorra y representantes de la Assemblea Nacional Catalana (ANC) han sido también invitados al acto.

MES ha comunicado a través de un video que su organización ya está presente en 203 municipios catalanes, repartidos en 11 comarcas de Barcelona, 7 de Girona, 9 de Tarragona y 7 de Lleida. También han marcado en el calendario el 24 de enero como fecha en la que se constituirá definitivamente el partido y se hará pública quién integrará su organización y si habrá nuevas alianzas. De la honda fisura que lleva arrastrando el PSC desde hace dos años han salido agrupaciones y partidos críticos como Nova Esquerra Catalana (Ernest Maragall), Avancem (Joan Ignasi Elena), Moviment Catalunya (Jordi Martí) i Catalunya i Llibertat (Toni Comín), de los cuales ya se han fusionado dos en un partido "con vocación de gobierno y de mayorías" y que ha cerrado su puesta en escena con cánticos de "Visca Catalunya lliure" e "Independència".

La presentación de MES ha tenido lugar pocos días después de que las diputadas al parlamento Marina Geli y Nuria Ventura comunicaran al primer secretario del partido, Miquel Iceta, su intención de abandonar el PSC para involucrarse en este nuevo partido. Como en el resto de fugas, el tema nacional ha sido el motivo de discordia. De hecho, Geli ya se había desmarcado de la disciplina de voto en anteriores ocasiones, con Pere Navarro al mando. En principio, ambas conservarán el escaño hasta finales de año.

Esta última semana también anunciaban que dejaban el PSC figuras con larga trayectoria en el partido como el exconsejero de Educación y Universidades Joan Manel del Pozo o el exprimer secretario de los socialistas en Girona, Manel Nadal. Ambos para apoyar el proyecto de Moviment Catalunya. La desbandada era aún más dramática en Girona, donde cinco de los seis regidores del grupo socialista rompían el carnet, entre ellos la portavoz del grupo en el ayuntamiento, Pia Bosch, quien hoy se ha presentado como uno de los rostros visibles del nuevo partido.