Publicado: 02.10.2014 10:45 |Actualizado: 02.10.2014 10:45

Los socialistas de la Eurocámara piden más datos a Cañete sobre sus intereses económicos

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El grupo de los Socialistas y Demócratas del Parlamento Europeo (PE) pidió posponer este jueves el voto sobre la idoneidad del comisario europeo designado para Acción Climática y Energía, Miguel Arias Cañete, así como más clarificaciones sobre su supuesto conflicto de intereses.

Los socialistas europeos (S&D) quieren que se posponga ese voto, según un comunicado del grupo, antes de la reunión que este jueves prevén celebrar los portavoces de todos los grupos políticos en las comisiones de Energía y Medioambiente de la Eurocámara.

La vicepresidenta de los socialistas europeos, Kathleen Van Brempt, señaló que en la audiencia sobre la idoneidad del político conservador español para ese cargo en la futura Comisión Europea (CE), pidió "clarificaciones a la comisión de Asuntos Jurídicos sobre la declaración de intereses financieros de Cañete". "Queremos esa clarificación antes del voto", pidió Van Brempt, en su comunicado, en el que considera que "no tuvimos buenas respuestas ante el potencial conflicto entre sus lazos familiares con la industria petrolera en España y su cartera".

Asimismo la vicepresidenta del grupo socialista en la Eurocámara consideró que "desafortunadamente sus explicaciones durante la audiencia no arrojaron mucha luz: rechazó en tres ocasiones responder a nuestras preguntas sobre los intereses de su cuñado en a compañía en la que Cañete vendió recientemente sus acciones".

Durante una audiencia de más de tres horas celebrada el pasado miércoles y en la que los eurodiputados le plantearon 45 preguntas, el exministro español de Agricultura y ahora eurodiputado negó que él o su familia mantuvieran vínculos con las empresas petroleras Petrolífera Dúcar y Petrologis. Cañete anunció el pasado 16 de septiembre que había vendido sus acciones en ellas para aclarar cualquier duda sobre sus potenciales incompatibilidades con el cargo.

Todos los comisarios designados deberán superar antes las audiencias de idoneidad 

La semana pasada, Arias Cañete obtuvo la luz verde de los servicios jurídicos del PE sobre su declaración de intereses económicos, al igual que todos los demás aspirantes a formar parte del nuevo Ejecutivo comunitario de Jean-Claude Juncker, que previsiblemente entrará en funciones el próximo primero de noviembre. Para ello, todos los comisarios designados deberán superar antes las audiencias de idoneidad que se desarrollan hasta el próximo martes, y después habrá un voto en conjunto a la CE de Juncker por el Pleno de la Eurocámara, previsto para el 22 de octubre.

El candidato español afirmó que "no tiene un conflicto de intereses", dado que estas empresas son de un tamaño reducido y sólo se dedican al almacenamiento de los combustibles, pero que decidió que vendería las acciones por "transparencia" y para despejar "cualquier duda". "En este sentido, he ido más allá de lo que exige la normativa vigente", subrayó, al tiempo que reiteró que ni él ni su familia directa tienen vínculos con estas empresas.

Por su parte, el portavoz de Clima y Medioambiente del S&D en el Parlamento Europeo, Matthias Groote, consideró en el mismo comunicado que "Cañete hizo muchas declaraciones generales sobre la importancia del cambio climático y la necesidad de mantener la sostenibilidad en general en todas las áreas". "Sin embargo, no convenció al grupo de que genuinamente cree en lo que dice", dijo Groote en su comunicado, en el que consideró también que "su historial como ministro en España muestra lo poco que implementó esas medidas que ahora defiende con tanta firmeza".

Groote señaló que durante la audiencia "dijo que dejó las decisiones más difíciles en manos de los expertos. Bien, necesitamos un comisario con una visión que pueda asegurar que las políticas de cambio climático están en el centro de su cartera".