Publicado: 14.05.2014 10:30 |Actualizado: 14.05.2014 10:30

Soraya Rodríguez: "El Gobierno de Rajoy actúa como un chiringuito"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Las segundas espadas han ocupado este miércoles el protagonismo en el inicio del debate matinal de la sesión de control parlamentario al Gobierno en el Congreso de los Diputados. Y no ha sido por la ausencia de los primeros espadachines; han actuado Rubalcaba y Rajoy, pero lo han hecho con guante blanco. Incluso el presidente del Gobierno ha reiterado una vez más que hay acuerdo entre ambos sobre políticas en torno al futuro de la Unión Europea. ¡En plena campaña electoral al Parlamento europeo!.

Sea como fuere el caso es que han sido la portavoz del grupo parlamentario socialista, Soraya Rodríguez, y la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, las que se han zurrado de lo lindo. No es la primera vez y a buen seguro que no será la última a juzgar por la vehemencia con la que se emplean ambas. Con estilos diferentes, pero siempre con crudeza. Hay observadores en la Cámara baja, tanto en los escaños como fuera de ellos, que piensan que ambas Sorayas lo han convertido ya en una cuestión personal, de prurito de quienes viven la política a tope.

"¿A quien le va bien en este país, a los seis millones de parados, a los cientos de miles de hogares en los que no hay ningún tipo de ingresos,...?". La portavoz socialista ha cogido carrerilla con una letanía de colectivos damnificados por la crisis, al tiempo que su rictus se hacía duro y su mirada más, para reprochar las graves consecuencias de las decisiones del actual Ejecutivo para la sociedad española. "¿Se han enterado usted y su Gobierno lo que está ocurriendo en la sociedad española?", ha sentenciado Rodríguez en su primera intervención.

La vicepresidenta, que cada vez que contesta a su interpelante pierde su apariencia de ingenuidad adolescente que le caracteriza, no se queda corta: "Usted no se entera de qué va la actual legislatura", le ha contestado de forma rápida. A continuación le ha dado la respuesta a su contrincante, siempre de forma contundente: esto va, ha venido a decir, de "arreglar el desaguisado que dejaron ustedes". Una ración doble de herencia recibida para volver a recordar que tanto su interpelante como el propio Rubalcaba - siempre arquea las cejas cuando llega este momento -  "estaban allí, en un Gobierno que lo recortaron todo, menos el déficit", ha dicho la vicepresidenta.

Rodríguez: "Ustedes están Gobernando para unos pocos, para los que les va bien a pesar de la crisis"

La portavoz del principal grupo de la oposición siempre muestra en sus segundas intervenciones una mayor carga de energía. "¡La que no se entera es usted!", ha espetado Rodríguez. "Ustedes están Gobernando para unos pocos, para los que les va bien a pesar de la crisis y sabe cómo se llama eso, pues eso es un chiringuito", ha dicho justo cuando el tiempo se le acababa - aquí no suena la bocina, como en baloncesto, sino la voz del presidente Posada que al tiempo aprieta el botón de cortar el micrófono de quien se ha quedado sin segundos -.

Lo del chiringuito, evidentemente, no le ha gustado a su tocaya que ha tomado la palabra un tanto tocada por el calificativo lanzado desde la bancada de la izquierda. "Lo que a ustedes les hace más daño es cuando este gobierno trabaja. Porque la realidad no se cambia con retórica, se hace con la toma de decisiones difíciles para mejorar la situación que ustedes dejaron. Ustedes estaban allí", ha insistido. En ese momento, en medio de los aplausos de su propia bancada, se han escuchado un par de gritos de "¡olé!".

Pero este ambiente se ha caldeado en este punto porque con anterioridad los dos primeros espadas no han puesto ni énfasis ni ganas en sus respectivas intervenciones. El líder de la oposición, que ha empleado su primera intervención para reproducir literalmente la pregunta que figuraba en el orden del día, ha vuelto a poner en el tapete su conocida tesis de que las medidas que adopta Rajoy no sirven para salir de la crisis; antes bien, crean más paro, más desigualdades y más precariedad laboral. "Esta es una legislatura perdida para el empleo. Vamos a acabarla con menos empleados que cuando usted llegó", ha pontificado Rubalcaba con un tono monocorde.

El dirigente socialista ha aprovechado su intervención - ya que contaba con prácticamente todo el crédito de los dos minutos y medio asignados - para introducir en el debate a la unión Europea. "Los problemas de Europa se resuelven con más Europa, con mayor unión bancaria, más unión fiscal, con un mayor esfuerzo para combatir el desempleo juvenil, insuficiente con unos recursos limitados de 15.000 millones. En estas elecciones se debaten cuestiones muy importantes y también son unas elecciones que se deben aprovechar para decir no al racismo y a la xenofobia".

Pues bien, Rajoy ha dado muestras de no estar muy sensibilizado ante los comicios al Parlamento Europeo ni por el hecho de que las formaciones que concurren por los 54 euroescaños españoles se encuentren en plena campaña electoral; tal vez por no ser él un candidato más. El caso es que le ha dicho a Rubalcaba: "Estoy sustancialmente de acuerdo, como por otra parte se ha puesto de manifiesto en no pocos debates, con (la necesidad de) la unión bancaria, más unión fiscal y la lucha contra el desempleo juvenil, cuyos fondos no son muy elevados pero yo contribuí a que consolidaran", ha dicho.

Eso sí, ha reiterado su propia letanía que no es otra que la lucha titánica contra la herencia recibida, para concluir que en este año habrá crecimiento y creación de empleo neto "al igual que el año próximo, gracias a malas medidas que hemos tenido que adoptar para superar la difícil situación que nos dejaron".

Previamente, con la portavoz de UPyD, Rosa Díez, mantuvo un debate un tanto artificial y, sobre todo, de besugos. Ninguna de las dos partes atendió a lo que dijo el otro. Díez trasladó una situación muy grave en el ámbito de la libertad de expresión en España, con un deterioro continuo según un informe de la organización Freedom House. "Solo la Italia de Berlusconi está ligeramente peor", ha dicho Díez sobre la calidad de la libertad de expresión. Rajoy le ha dicho: "Es usted injusta con su país"; para a continuación relatar que hay muchos medios en España. "Decir que no hay libertad de expresión en España es una exageración. Sea ecuánime", ha sentenciado al tiempo que se ha apoyado en un informe de Reporteros sin Fronteras. Informe por informe, pues. Con todo, Rosa Díez no se ha convencido: "Yo ecuánime y usted sincero", ha replicado, para concluir: "No confunda medios públicos con independencia. Aquí lo que hay es mucha prensa concertada".