Público
Público

La 'tribu de los sobres' en el PP

Aznar, Rajoy, Cospedal, Rato, Mayor Oreja, Álvarez-Cascos, Arenas, Acebes, Trillo... Ninguno se resistió a la contabilidad oculta de Bárcenas y Lapuerta

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La historia de la contabilidad paralela en el seno del PP es la de su tesorero, responsable de las cuentas de la formación, y la de la cúpula del partido, que supuestamente recibía unos sobresueldos en B sin pasar por la casilla de Hacienda. Un cuento con moraleja que se desarrolló durante casi veinte años y que implicó a una auténtica 'tribu de los sobres', según los documentos publicados por el diario El País.

El registro de pagos que Álvaro Lapuerta y Luis Bárcenas llevaron durante su etapa como tesoreros del PP, desde principios de los años noventa y hasta 2009, refleja numerosos movimientos que engordaron los sobres que recibieron los principales miembros de la cúpula de la formación, que se muestran 'indignados' por estas revelaciones. Más allá del 'no es cierto' y del 'nunca, nunca, nunca', parece que el despacho de Bárcenas en Génova 13 se parecía a ratos al camarote de los hermanos Marx. Un ir y venir.

Desde José María Aznar hasta Mariano Rajoy, todas las grandes figuras de la formación pasaron supuestamente en numerosas ocasiones por el despacho de los tesoreros para cobrar cantidades que iban desde unas pocas miles de pesetas hasta decenas de miles de euros. María Dolores de Cospedal, Rodrigo Rato, Jaime Mayor Oreja, Javier Arenas, Ángel Acebes, Federico Trillo y hasta el díscolo Francisco Álvarez-Cascos, casi todos los presidentes, secretarios generales, vicesecretarios y ministros de Gobierno se llevaron sus particulares 'extras' de las cuentas en B del PP.

Como se ha publicado, poco antes de dedicarse al coleccionismo de naturalezas muertas, el anterior tesorero del PP Rosendo Naseiro deja una anotación inicial de 8 millones de pesetas (48.080 euros) en 1990. A partir de ahí, se registran pagos periódicos o esporádicos a miembros de la cúpula. José María Aznar parece ser el nombre que se esconde detrás las iniciales 'J.M.', que aparece en 1990, cuando se estrenaba como jefe de la oposición y después de perder las elecciones frente a Felipe González, y dos veces en 1997, mientras España se examinaba para pasar la reválida de Maastricht y acceder después a la Unión Monetaria. Entonces, todo era crecimiento, también para Aznar. El País, en otras informaciones publicadas a mediados de este enero, hacía responsable a Aznar de idear el sistema de cobros de sobresueldos en dinero negro en el partido, acusación por la cual el expresidente del Gobierno ha presentado una denuncia contra el medio, para proteger su derecho al honor.

Mariano Rajoy, tanto como vicesecretario desde 1990, como secretario general años después o presidente del partido desde 2003, aparece reflejado como 'M.R.', 'M. Raj' o, simplemente, 'Mariano'. Desde 1997 hasta 2008, mientras ocupa varias carteras ministeriales en el gobierno de Aznar, parece embolsarse 2.1 millones de pesetas (12.600 euros) semestrales o 1.05 millones de pesetas (6.300 euros) trimestrales; recibiendo al año 25.200 euros. Más allá del 'no me temblará la mano' de hace unos días, el presidente del Gobierno ha escondido la cabeza durante las últimas horas y no se ha pronunciado sobre estos documentos. A través de un portavoz, y en declaraciones al diario, se ha remitido a las conclusiones que publicará la auditoría interna que se está llevando a cabo en el seno del PP. Una investigación que realiza el PP para el PP y que muchos reclaman que debería estar en manos de la Audiencia Nacional.

Rodrigo Rato, que siempre ha mantenido que aprendió mucho en el PP para ser después presidente de Bankia y director del FMI, recibía cada trimestre 6.850 euros. Jaime Mayor Oreja, que en 1996 renunció a su escaño en el Parlamento Vasco y se vino al Congreso en Madrid para convertirse después en ministro del Interior, debía necesitar los 6.300 euros que firmaba cada tres meses; la misma cantidad que percibía Ángel Acebes cuando se convirtió en secretario general, tras la derrota electoral de 2004. Algo más recibía Francisco Álvarez-Cascos, cuando era vicesecretario del partido y se negociaba la nueva Ley del Fútbol. Así, junto a las anotaciones de 'Paco', 'PAC' y 'Cascos' aparecen 9.900 euros trimestrales; una cifra que se repite en el caso de Javier Arenas, mientras pasaba por diferentes carteras de Aznar, y superior a la que percibía en 2008 María Dolores de Cospedal, 7.500 euros, cuando se estrenaba como secretaria general de la formación.

Todos ellos han asegurado que o bien no han recibido pago alguno en dinero negro o bien no dan credibilidad a los papeles que se han hecho públicos; a otros, sencillamente, no les 'consta'. La propia Cospedal aseguraba hace dos días que 'todas las retribuciones que recibo de mi partido siempre las he declarado a Hacienda'. Y lo decía en la misma comparecencia en la que aseguraba que todos los implicados en los documentos hechos públicos interpondrían demandas particulares contra el medio y se confesarían 'voluntariamente y bajo juramento' frente a la tesorera del Partido Popular, Carmen Navarro.

Además de la demanda interpuesta por José María Aznar contra El PaísCospedal recurrirá a los jueces a título individual por las publicaciones y Javier Arenas ha anunciado también que emprenderá estas acciones judiciales, un día antes de que Rajoy vuelva a hablar. En la fábula de la 'tribu de los sobres' parece que se ha hecho la última anotación.