Publicado: 15.10.2015 22:47 |Actualizado: 16.10.2015 08:43

Varoufakis cree que Rajoy "fortalece el independendentismo" en Catalunya

El exministro de Finanzas de Syriza dice que el Gobierno "no podría hacerlo mejor" negando un referéndum. Reconoce que tuvo que "pedir perdón a la gente de Podemos" tras la firma del tercer rescate.

Publicidad
Media: 3.50
Votos: 4
Comentarios:
El exministro de Finanzas Yanis Varoufakis, en una imagen de archivo. REUTERS

El exministro de Finanzas Yanis Varoufakis, en una imagen de archivo. REUTERS

MADRID.- El exministro de Finanzas del primer gobierno de Alexis Tsipras en Grecia, Yanis Varoufakis, ha asegurado este jueves que el Gobierno español "parece estar intentando fortalecer al movimiento independentista en Catalunya". "No podría hacerlo mejor", ha dicho, si su intención es fabricar secesionistas negando un referéndum que para él está más claro.

En una entrevista en Catalunya Ràdio, Varoufakis ha subrayado que “está clarísimo que hay un rechazo [de los catalanes] a dos fracasos: el de Europa y del Gobierno central español. Por ello los catalanes exigen la oportunidad de autogobierno”, ha añadido.



También ha hablado sobre la situación actual de Podemos y sobre lo que supuso lo que el considera una rendición ante la troika de Alexis Tsipras. “Miré a la gente de Podemos a los ojos y les pedí perdón. Les hicimos mucho daño cuando nos dimos por vencidos”, ha asegurado sobre la firma del tercer rescate a Grecia. No ha variado su postura desde que presentó su dimisión y se muestra crítico con las medidas de Syriza. "Ninguno ministro [de Tsipras] cree en sus políticas", ha aseverado. "Decíamos 'Syriza y Podemos venceremos' y nosotros nos dimos por vencidos", ha añadido.

Sin embargo, ha instado a la formación morada a ser clara en su programa para estas elecciones y que acoten perfectamente cuál va a ser su postura ante el Eurogrupo. A su juicio, la economía española es "seria, grande, con un sector industrial y exportador grande", lo que daría a un Gobierno la posibilidad de negociar "de forma sensata pero fuerte", con posibilidades de "cambiar Europa".

Horas después, Varoufakis volvió a ser entrevistado en una sala de 300 personas llena a rebosar, otras mil en un espacio anexo, frente a una pantalla gigante, y muchas más sin poder entrar, en la calle, discutiendo con los agentes de seguridad. Con el público ya ganado y en un inglés perfecto, conversó con la periodista Mònica Terribas durante una hora larga en El Born Centre Cultural.

Como si de una estrella del rock se tratara, el mediático expolítico de Syriza está haciendo gira por Europa —este sábado se va a Portugal— y este jueves le tocaba recalar en Catalunya, precisamente en el mismo espacio en el que Junts pel Sí celebró su noche electoral el pasado 27 de septiembre. 

Varoufakis tuvo muy claro qué guiños debía hacer. Comparó el "sentimiento de estar solos" de los griegos ante la troika y los países de la Unión Europea con el de los catalanes "cuando salen a la calle a pedir votar y no les dejan". También ha asegurado que "la Unión Europea es una zona libre de democracia, igual que hay zonas libres de humo, esta es libre de democracia". 

"Uno de los grandes problemas en Europa es que hay demasiado dinero", ha asegurado Varufakis, sabiendo que dicha sentencia causaría sorpresa. Rápidamente lo ha matizado y le ha espetado a Terribas: "No lo tenemos ni tú, ni yo, Mònica, el dinero", a lo que ha explicado que las grandes fortunas "no saben dónde invertir". Según Varufakis, en Europa, "si eres muy rico y metes el dinero en el banco, tienes intereses negativos, si lo metes en bonos lo puedes perder y debajo del colchón no cabe", por lo que ha propuesto "apostar por energías renovables y fábricas que creen puestos de trabajo de calidad" y "crear un clima de optimismo".

En ese sentido, ha identificado "cuatro crisis en Europa, que son la de los bancos, la de la deuda pública, la de la falta de inversión, y la social". Sobre esta última ha matizado: "Yo le prefiero llamar crisis de pobreza, porque hay que ser claro y la palabra social suena demasiado bien". Para intentar paliar la crisis "de pobreza", Varufakis ha propuesto "un cheque de 300 euros a nombre de Mario Dragui (es decir, repartido por el Banco Central Europeo) que las familias pobres puedan usar solamente en el supermercado".