Público
Público

Más de 700 personas piden a Carmena que Madrid se hermane con la Ciudad de las Mujeres de Colombia

Entre las firmantes hay conocidas mujeres del mundo de la música, la interpretación, el cine y el periodismo. El Ayuntamiento reconoce la importancia de esta iniciativa y afirma estar buscando vías más eficaces de cooperación.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Patricia Guerrero

Cerca de 750 personas, entre las que figuran nombres conocidos del mundo de la música, la interpretación y el periodismo se han unido a la petición de la abogada y exjueza colombiana Patricia Guerrero para pedir a la alcaldesa Manuela Carmena que la ciudad de Madrid se hermane con la conocida como Ciudad de las Mujeres, fundada por Guerrero para acoger a las mujeres de aquel país desplazadas por el conflicto o por el machismo.

A la campaña de apoyo, iniciada por la Fundación porCausa, se han sumado ya mujeres conocidas como la cantante Soledad Giménez, la actriz Mabel Lozano, la directora y guionista Ana Díez, la directora y productora Patricia Roda, las montadoras Alicia Luna y Virginia Yagüe o las periodistas Marta Nebot, Sindo Lafuente, Begoña Piña, Ana Pardo de Vera o Virginia Pérez Alonso.

Fuentes del Ayuntamiento del entorno de Carmena contactadas por Público afirman que han trasladado la petición a la Dirección General de Cooperación del consistorio para que evalúe las posibles formas de cooperación con la Cuidad de las Mujeres, “una iniciativa a la que nos sentimos muy cercanos y que tiene toda nuestra simpatía, interés y apoyo”, manifestaron. Desde el Ayuntamiento han advertido, sin embargo, que la figura del hermanamiento está en desuso, porque es una figura “del pasado” que no garantiza la cooperación.

De hecho el Ayuntamiento de Madrid está “hermanado” o tiene acuerdos de amistad con más de 40 ciudades del mundo, entre las que figuran algunas europeas como Lisboa o Bruselas, estadounidenses como Nueva York o Miami y latinoamericanas como Ciudad de México, Bogotá o La Habana, la mayoría realizados durante la era de Ana Botella.

Sin embargo, ahora el consistorio prefiere acuerdos de cooperación más directos y no figuras “que no han demostrado su eficacia” en el pasado.
Recuerdan que Patricia Guerrero participó como ponente en el reciente Foro Mundial sobre las Violencias Urbanas, organizado por el propio Ayuntamiento el pasado mes de abril, y que tienen la voluntad de buscar vías de colaboración y apoyo con el proyecto impulsado por Guerrero, aunque necesitan ver cuál es la forma más adecuada, puesto que “sólo ahora hemos tenido conocimiento de esta petición”.

Patricia Guerrero fundó la Liga de Mujeres Desplazadas (LMD) en 1999, una organización que afronta el problema del desplazamiento forzado de las mujeres por el conflicto armado colombiano y la violencia sexual que radica en él. En 2004 empezó a construir la Ciudad de las Mujeres con la intención de crear un lugar seguro en el que poder asistir y asesorar a las víctimas. Hoy en día este espacio, situado en el municipio de Turbaco, cerca de Cartagena de Indias, cuenta con un centenar de viviendas además de una escuela y un centro comunitario.

En estos momentos Guerrero está amenazada de muerte y no puede vivir sin escolta. La Ciudad de las Mujeres crece cada día, pero, tal como ella reconoce, las ayudas que recibe son cada vez más escasas y las necesidades de apoyo público cada vez mayores.

En una carta abierta dirigida a Carmena y recogida por este diario, Guerrero pide apoyo para poder seguir manteniendo esta iniciativa que ha acogido y dado una nueva vida a más de 800 personas y que hoy está amenazada. En su carta, Guerrero explica los motivos:

"En la Ciudad de las Mujeres viven alrededor de 800 personas, la mayoría mujeres con sus hijos, también se admiten hombres, siempre y cuando cumplan con la ley de las mujeres: la no violencia. Actualmente hay una situación de precariedad enorme a pesar de su reconocimiento como sujetas de reparación colectiva.
Para conseguir los apoyos que necesitamos de nuestro Gobierno, los cuales facilitarían la implementación de nuestro Plan Integral de Reparación Colectiva (PIRC), sería extraordinario para nosotras contar con vuestro apoyo y el del pueblo de Madrid, una ciudad a la que vemos como hermana por los valores que compartimos, como la paz, la no violencia, la solidaridad y la ternura". Afirma Guerrero en su carta.

"Por eso le pedimos, excelentísima señora Manuela Carmena, alcaldesa de Madrid, que su ciudad se hermane con la Ciudad de las Mujeres. Y que a través de ese hermanamiento, recorramos juntas un camino hacia la igualdad y el reconocimiento de la importancia vital de las mujeres, para hacer de estas sociedades en las que vivimos un buen sitio para todas y todos”, concluye la abogada y activista colombiana.