Público
Público

Conciliación laboral Expertas españolas critican la propuesta de la CE sobre permisos por cuidado de hijos 

Feministas y defensoras de los permisos igualitarios en España critican la propuesta de directiva europea por considerarla anacrónica y perpetuadora de las desigualdades entre hombres y mujeres.

Publicidad
Media: 3.33
Votos: 3
Comentarios:

Los padres disfrutarán de cuatro semanas de permiso a partir del 1 de enero.

La propuesta presentada hoy por la Comisión Europea (CE) para crear una directiva que permita a padres y madres europeos disfrutar ambos de un permiso retribuido por paternidad de cuatro meses hasta que el niño cumpla doce años, ha sido puesta en cuestión hoy por expertas en derechos de las mujeres y defensoras de los permisos igualitarios en España.

La propuesta, que según la CE busca conciliar la vida familia y laboral, contempla además un permiso de diez días para los padres (hombres) en torno al nacimiento del niño y prevé que progenitores y cuidadores con menores de doce años a su cargo puedan solicitar horarios flexibles en el trabajo.

"Si esta es la idea que tiene la Comisión Europea de igualdad, que venga Dios y nos la explique" afirma María Pazos, economista y co-portavoz de la Plataforma por Permisos Iguales e intransferibles de Nacimiento y Adopción (PPINA). "Es alucinante que a estas alturas, en el siglo XXI la Comisión Europea se plantee una directiva como esta, que lo que hace es perpetuar la desigualdad entre hombres y mujeres", añade.

"Si esta es la idea que tiene la Comisión Europea de igualdad, que venga Dios y nos la explique"

Uno de los datos que llama la atención a Pazos, es que los cuatro meses de baja remunerada se extienda hasta que los hijos tengan 12 años. Sin embargo, la baja prevista por la futura directiva europea, sólo contempla 10 días laborables de baja de paternidad (para el hombre) por nacimiento de un hijo. "Estos 10 días de baja por paternidad que pretende aprobar la directiva europea, suponen la séptima parte de la baja que tienen las mujeres al ser madres (que es de 14 semanas actual directiva europea de Maternidad, por lo que la nueva directiva propone ampliarla dos semanas más). No parece que esta sea una medida que vaya a tener efectos igualadores. Además es durante el primer año de vida cuando se crean los lazos más importantes entre hijos y progenitores. Sin embargo,  si los padres pueden tomarse cuatro meses hasta que el hijo o hija tengan 12 años, ¿Qué efecto tendrá esta medida?", añade Pazos.

Por otro lado, las medidas no parecen ir a máximos, sino a mínimos. Si bien la propuesta reconoce 10 días de baja de paternidad, países como España tienen ya reconocidas cuatro semanas de permiso pagado por este motivo a los padres (hombres) y la baja por maternidad en España es de 16 semanas (cuatro meses), lo mismo que propone Europa para la nueva norma. "Las diferencias entre países europeos del norte y del sur, del este y el oeste son enormes. Las medidas de la CE deberían ir encaminadas a igualar hacia arriba, y no hacia abajo, es decir, usar como estándares lo que los países más avanzados han conseguido ya", afirma Marisa Soleto, presidenta de Fundación Mujeres

"Hay una gran demanda de más legislación en la EU que amplíe derechos, pero no sólo en lo que se refiere a derechos laborales, sino también desde el punto de vista demográfico. Que garanticen que la única medida para la conciliación no sea que las mujeres tomen la decisión de no tener hijos. También es importante la legislación sobre cuidados, para que no sean ellas las únicas que carguen con esta responsabilidad", añade Soleto.

Las medidas que ha anunciado la Comisión Europea no son nuevas. De hecho llevan muchos años acumulando polvo en los cajones de Bruselas. Ahora se desempolvan para formar parte de lo que la CE denomina 'Pilar de los Derechos Sociales de la UE'. 

Para Pazos, "estas medidas van a incrementar enormemente la desigualdad y supondrán un despilfarro del dinero público".