Publicado: 09.04.2015 23:24 |Actualizado: 09.04.2015 23:24

El Consejo de Europa pide a España que frene las devoluciones en caliente de inmigrantes

El informe sobre la visita a España en julio de 2014 elaborado por el Comité para la Prevención de la Tortura recomienda que se instruya a las fuerzas del orden para que no empleen la fuerza y se identifique a las personas que necesitan protección

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:
España y Marruecos, separados por la valla de Melilla. - JAIRO VARGAS

España y Marruecos, separados por la valla de Melilla. - JAIRO VARGAS

El Comité para la Prevención de la Tortura (CPT) del Consejo de Europa dijo hoy que la "devolución forzada de inmigrantes irregulares" no identificados en Melilla es contraria al Convenio Europeo de Derechos Humanos y a la Convención sobre el estatuto de los refugiados de 1951.


El informe sobre la visita a España en julio de 2014 recomienda que se instruya a las fuerzas del orden para que los inmigrantes que entren "no sean devueltos forzosamente a Marruecos", se identifique a los que necesitan protección y se evalúe su situación.



La delegación de cuatro expertos del CPT recibió varias denuncias, con vídeos incluidos, sobre un uso de la fuerza policial "innecesario y desproporcionado", con un trato "totalmente inapropiado" una vez franqueada la valla fronteriza. El informe pide que se abra "una investigación pronta y eficaz" sobre el suceso del 15 de octubre de 2014, en el que un inmigrante "cuyo cuerpo parecía estar inerte fue esposado y devuelto a Marruecos" por la Guardia Civil, según demuestra un vídeo.

Los expertos piden a las autoridades que no permitan entrar al Ejército marroquí "para aprehender y devolver forzosamente" a inmigrantes que han saltado la valla y que reduzcan la masificación del Centro de Estancia Temporal de Inmigrantes (CETI) de Melilla. La visita ad hoc sobre la situación de inmigrantes irregulares se amplió a los centros de internamiento de extranjeros de Barcelona, Madrid y al servicio de inmigración del aeropuerto Adolfo Suárez Madrid-Barajas.

Según el informe, las conclusiones de la visita de 2014 "muestran que apenas se han realizado progresos en relación a las condiciones materiales de los dos centros de internamiento", ya visitados en 2011. Los expertos recuerdan que "ninguna forma de maltrato a extranjeros, incluidas las amenazas y el maltrato psicológico, es aceptable, y será castigada adecuadamente".