Público
Público

Libertad de expresión El Defensor del Pueblo abre una actuación sobre el periodista turco detenido

"Son de público conocimiento las detenciones masivas de miles de personas en los últimos meses y, específicamente, las medidas represivas adoptadas contra periodistas", lamenta Fernández Marugán.

Publicidad
Media: 5
Votos: 7
Comentarios:

Francisco Fernández Marugán es el Defensor del Pueblo. Archivo EFE

El Defensor del Pueblo, Francisco Fernández Marugán, ha abierto una actuación de oficio para conocer la situación del periodista sueco-turco Hamza Yalçin, detenido y encarcelado en España a petición de Turquía, país que ha solicitado su extradición y que lo acusa de actividad terrorista.

Fernández Marugán ha mostrado su "preocupación" por la situación de Yalçin, "dado que la aplicación del Convenio Europeo de Derechos Humanos fue suspendida hace más de un año por el Estado turco".

"Son de público conocimiento las detenciones masivas de miles de personas en los últimos meses y, específicamente, las medidas represivas adoptadas contra periodistas", ha advertido el Defensor en un escrito publicado en la página web de la institución.

Además, ha recordado que, según una sentencia del Tribunal de Justicia de la Unión Europea, España no podrá extraditar al periodista a Turquía sin el acuerdo de Suecia, país cuya nacionalidad también ostenta el periodista.

En un escrito remitido a la Secretaría de Estado de Justicia, el Defensor ha solicitado conocer en qué estado se encuentra el procedimiento judicial de extradición de Yalçin, así como la posición del Ministerio de Justicia sobre el caso. También desea saber qué incidencia puede tener que el periodista tenga la nacionalidad sueca.

Yalçin, de 59 años, fue detenido el pasado 3 de agosto en el aeropuerto de Barcelona cuando iba a volar a Londres, en cumplimiento de una orden de detención de Interpol que cursó Turquía. Ese país acusa al escritor y periodista de haber dirigido desde el extranjero una organización terrorista.

La Audiencia Nacional, tribunal encargado de deliberar sobre las órdenes de extradición, dictó prisión provisional para Yalçin después de que éste se negara a ser entregado a las autoridades turcas.

Turquía tiene hasta el 11 de septiembre para presentar una demanda de extradición, y entonces el tribunal español decidirá si lo extradita o no.

Numerosas organizaciones periodísticas, legales y políticas han denunciado que Turquía persigue a Yalçin por ser un periodista crítico con el régimen de Erdogan y han pedido que España desatienda la petición de extradición y lo ponga en libertad.