Público
Público

Día mundial contra el cáncer de mama Las pacientes de cáncer de mama sufren “una lucha mental brutal, mucho más dura que la física”

Los expertos advierten de que "aunque se ha ido mejorando, queda mucho por hacer para conseguir que las mujeres puedan acceder a una atención psicológica especializada de calidad".

Publicidad
Media: 3.33
Votos: 3
Comentarios:

Celebración del Día Mundial del Cáncer de Mama en el Hospital Severo Ochoa (Leganés, 2016)

Una de cada ocho mujeres tendrá cáncer de mama a lo largo de su vida. Cuando se diagnostica, las pacientes y sus familiares sufren un choque emocional enorme. Empieza a manifestarse el miedo, la culpabilidad, el estigma, la rabia, la impotencia, la inquietud, la incertidumbre… que estarán presentes durante toda la enfermedad.

“En esta enfermedad, aparte de deteriorarte físicamente a causa de tratamientos muy agresivos, hay una lucha mental brutal mucho más dura que la física" explica Eva Juárez, voluntaria de la Asociación Española Contra el Cáncer (AECC) y a cuya hermana le diagnosticaron cáncer de mama con metástasis en 2014.

Es aquí donde aparece la necesidad de ayuda profesional en el ámbito psicológico. Pero, ¿se puede acceder fácilmente a los servicios de estos especialistas?

El doctor en Psicología y director del Máster Propio en Psicooncología y Cuidados Paliativos de la Universidad Complutense, Juan Antonio Cruzado, opina que “hay hospitales públicos que tienen unidades de psicooncología, y en otros que se pueden solicitar interconsultas al servicio de salud mental, pero hay diferencias muy notables de unos hospitales públicos a otros en cuanto a recursos, por lo que muchas pacientes deben acudir a la (AECC), asociaciones de mujeres afectadas, o a psicooncólogos de consultas privadas”.

"La Seguridad Social intenta proporcionar cada vez más el servicio psicológico, pero todavía queda mucho camino por hacer"

Paloma Barba, psicooncóloga de la AECC, cree que “la Seguridad Social intenta dar cada vez más ese tipo de servicio a los pacientes oncológicos, pero todavía queda mucho camino por hacer.” Rodríguez coincide en ese sentido: “Aunque se ha ido mejorando con respecto a épocas pasadas, queda mucho por hacer para conseguir que las mujeres puedan acceder a una atención psicológica especializada de calidad”.

"Es cierto que la Seguridad Social cuenta con psicólogos clínicos, pero yo diría que de ellos, la mínima parte son psicooncólogos, que es la especialidad que debería cubrir este servicio.” añade Barba.

En cuanto a la diferencia entre unos hospitales y otros, Tania Estape, Doctora en Psicología y psicóloga clínica experta en Psicooncología en la Fundación contra el cáncer FEFOC, cuenta que “la atención psicológica proporcionada por la Seguridad Social en el área de oncología, concretamente en los casos de cáncer de mama, depende de la Comunidad Autónoma”. No obstante, desde su punto de vista el soporte psicológico es “escaso".

La importancia de la atención psicológica

“Es una enfermedad tabú y socialmente temida", agrega Estape, quien asegura que "el apoyo psicológico no sólo debe proporcionarse tras el diagnóstico, también ha de estar presente para relajar a la paciente antes de la operación, en las recaídas o en las sospechas de posibles recaídas, las supervivientes que, tras la enfermedad, quedan frágiles, sobre todo si ha sido tras una recaída, y han de tener pautas para reinsertarse de nuevo en su vida”. 

"El nivel de estrés y ansiedad de los familiares puede ser igual más alto que el de la paciente"

 Cruzado defiende que “las mujeres con cáncer de mama tienen derecho a recibir una atención integral, que incluya no sólo los tratamientos médicos, sino también las intervenciones psicológicas y sociales, que les permitan recuperar la salud y el bienestar emocional y social".

En cuanto a la intervención psicológica en el cáncer de mama, la psicooncóloga Almudena MartínPastor detalla que "está muy enfocada en la prevención de futuros trastornos mentales como sería el trastorno depresivo o ansiedad, e incluso trastornos alimenticios, que se puedan ocasionar una vez que se inicia el tratamiento. Agrega que "el objetivo es prevenir y favorecer la adaptación, tanto del paciente, como del los familiares, al proceso de enfermedad".

La atención psicológica en los familiares

Estape destaca la importancia de la atención psicológica enfocada a los familiares, a los que llaman “pacientes de segundo orden”. Esto se debe a que “se les pide muchas cosas, como que supriman sus emociones, que muestren su apoyo sin llorar, y su nivel de ansiedad y estrés puede ser igual (e incluso más alto) que el de la propia paciente".

"Normalmente las familias suelen ser los usuarios que más asistencia psicológica solicitan. Probablemente ellos viven con mayor intensidad y con mayor sufrimiento el diagnóstico oncológico de su familiar. La vivencia desde el segundo plano a veces es muy complicada porque a veces no sabemos qué le pasa a nuestro familiar, si todo lo que nos dicen es verdad, si ocultan información… por lo tanto eso genera mucho sufrimiento psicológico", dice Cruzado.

"El objetivo es prevenir y favorecer la adaptación, tanto del paciente como de los familiares, al proceso de enfermedad"

Juárez denuncia que "a los familiares en la Seguridad Social, a no ser que exista otro problema subyacente, no nos derivan a atención psicológica, en todo caso, lo único que hacen es mandarte ansiolíticos que tapan el problema sin afrontarlo, por lo que siempre estás mal.” Añade que "por esta razón los hospitales públicos deberían tener un equipo de personas especializadas también para los familiares porque somos el gran apoyo de los pacientes y para ayudar tenemos que estar bien ”.

Según Barba, "una de las preguntas más frecuentes de los familiares es cómo tratan al familiar diagnósticado a nivel de cuidado, de alimentación y luego a niveles emocionales."

"Ante el impacto del diagnóstico de mi hermana, y por la falta de ayudas psicológicas proporcionadas por la Seguridad Social, decidimos acudir a la AECC. La sorpresa fue que allí nos querían ayudar tanto a mi hermana como a los familiares", concluye Juárez, quien se muestra muy agradecida con la asociación en la que hoy colabora.