Público
Público

Diana Quer El padre de Diana Quer pide una "condena ejemplar" para el culpable de su muerte

'El Chicle' puede enfrentarse a prisión permanente revisable si se le acusa de asesinato y de una agresión sexual previa.

Publicidad
Media: 4
Votos: 3
Comentarios:

Operarios de la funeraria trasladan el cuerpo de Diana Quer. EFE/Xoán Rey

El padre de Diana Quer, Juan Carlos Quer, ha pedido hoy una condena que sea "ejemplar" para el culpable de la muerte violenta de su hija mayor, y ha apelado a la ética profesional para que la "dignidad e intimidad" de Diana y de toda su familia sea "respetada", a fin de evitar que el dolor sea "mayor".

En un comunicado, señala que la desaparición el 22 de agosto de 2016 de esta joven madrileña, de 18 años, y que había acudido a una fiesta en A Pobra do Caramiñal, municipio gallego en el que estaba veraneando con su madre y su hermana pequeña, suscitó desde un inicio un gran interés mediático y social.

"En los próximos meses surgirán de nuevo muchas noticias. Por eso apelo, como he hecho en ocasiones anteriores" a la ética profesional con el objeto de que "la dignidad e intimidad de mi hija, y de toda la familia, sea respetada, y evitar que el dolor que sufrimos sea aún mayor".

En estos momentos, con el principal sospechoso, José Enrique Abuín Gey, alias El Chicle, en el penal coruñés de Teixeiro, reconoce Juan Carlos Quer que no puede dejar de acordarse de "todas las madres y padres, de todas las familias, que tienen a un ser querido desaparecido", porque "son miles de casos en toda España".

"Comparto su dolor y les deseo lo mejor", hace constar en la nota, y observa: "Pueden ustedes comprender el infinito dolor que sentimos por el trágico fallecimiento de mi hija Diana, tras más de 16 meses de angustia e incertidumbre sobre su paradero en los que ni un solo día dejé de pensar en ella".

A este sentimiento, admite, se une ahora un largo procedimiento judicial que "determinará la responsabilidad penal" del detenido, del hombre que guió hasta el cuerpo de esta chica, encontrado en un depósito de una nave industrial situada en el lugar de Asados, en el municipio de Rianxo. Y pide Juan Carlos Quer que, si se demuestra esta autoría, todo concluya con "una condena que sea ejemplar y que sirva al menos para que el culpable no pueda volver a cometer horribles crímenes contra otras mujeres".

"Mi confianza en la Justicia es total", afirma, y añade que es la misma que desde el primer día tuvo en la Guardia Civil y en todo el equipo de investigadores que han trabajado "sin descanso" para poder esclarecer qué sucedió con Diana. "Mi agradecimiento es absoluto y eterno", afirma, y también "lo es para las muestras de cariño y apoyo que yo, y mi familia, hemos recibido a lo largo de todos estos meses, así como para todos aquellos ciudadanos que han colaborado desde la desaparición de mi hija".

'El Chicle' puede enfrentarse a prisión permanente revisable si se le acusa de asesinato y de agresión sexual

El autor confeso de la muerte de la joven Diana Quer, José Enrique Abuín Gey, conocido como 'el Chicle', puede enfrentarse a la pena de prisión permanente revisable si, una vez que concluya la investigación, se le acusa de un delito de asesinato y de una agresión sexual previa al fallecimiento de la chica madrileña.

El decano de la Facultad de Derecho de Santiago de Compostela y especialista en investigación criminal, Gumersindo Guinarte, ha comentado que la pena puede oscilar entre los 10 y 25 años por la muerte intencionada de Diana Quer. En concreto, por homicidio doloso si no se le acusa de agresión sexual en esta causa, la pena se situaría entre 10 y 15 años de prisión. En el caso de ser considerados los hechos constitutivos de un delito de homicidio agravado oscilaría entre los 15 y 23 años de cárcel.

Así, Guinarte ha puntualizado que la pena que se pida "depende de la calificación que se realice de los hechos que puedan ser probados" una vez que concluya la investigación. Por ello, puede oscilar la solicitud entre los diez años en el caso de homicidio doloso sin agravante hasta la prisión permanente revisable para asesinato agravado, sumado a que hubiera agresión sexual antes de la muerte de la joven madrileña desaparecida en A Pobra el 22 de agosto de 2016.

En este sentido, ha recalcado que para que se pueda llegar a pedir la pena de prisión permanente revisable tiene que probarse que hubo agresión sexual previa y que la muerte de Diana Quer responda a un delito de asesinato.

Homicidio imprudente

Mientras, preguntado por la pena que supondría la tesis de la defensa de que la muerte se debió a un atropello, que puede ser tipificado de un delito de homicidio imprudente, este experto ha apuntado que sería de hasta dos años de prisión como máximo. En relación al hecho de haber ocultado el cuerpo durante casi 500 días, Guinarte ha explicado que se considera a priori un "acto posterior impune" porque en España "el que comete un delito tiene derecho a mentir para no ser acusado del delito".

Mientras, en cuanto al hecho de haber confesado ser el autor de la muerte de Diana Quer y haber señalado el lugar donde estaba el cuerpo, en una nave abandonada en el municipio coruñés de Rianxo, este experto considera "posible" que la defensa de 'el Chicle' "pudiese intentar reducir la responsabilidad penal en base a alguna atenuante" como ésta.

Sobre la atenuante de confesión ha aclarado, no obstante, que ésta se adopta cuando se confiesa a las autoridades antes de que conozca que el procedimiento judicial se dirige hacia él, como en este caso, ya que la causa sobre Diana Quer ha sido reabierta este martes por el Juzgado de Instrucción número 1 de Ribeira (A Coruña).

"No se puede descartar que se pueda admitir porque la confesión facilita la investigación del delito", ha abundado, para precisar que, por ejemplo, en el caso de ser calificados los hechos como homicidio simple la petición de pena con esta atenuante puede reducirse a entre 10 y 12,5 años "si se aprecia atenuante y no hay agravante".

Sin embargo, ha señalado que por el tiempo transcurrido desde la muerte de la chica y la recuperación del cuerpo tras haber señalado el lugar el autor confeso, el tribunal puede "no darle tanto valor". Con todo, Guinarte ha considerado "muy osado" hacer un "pronóstico" a falta de concluirse la autopsia, por lo que ha recordado que la petición de penas y la calificación de los hechos "depende de los resultados de la investigación en curso" y de "cómo la investigación pueda materializarse en medios de prueba".

A ello, suma las penas que se pueden pedir por el delito de tentativa de secuestro de una chica en Boiro (A Coruña) el Día de Navidad --puede suponer entre uno y dos años de prisión-- y por la detención ilegal de Diana Quer el día de su desaparición --puede conllevar entre dos y seis años de cárcel--.

Más indicios y un caso difícil

Este experto en investigación criminal ha aclarado, asimismo, que, comparado con la causa de Marta del Castillo, cuyo cuerpo no ha sido localizado todavía, "habrá más indicios para llegar a conocer la verdad de los hechos con independencia de lo que diga el investigado". "Va a haber más elementos indiciarios de prueba", ha sentenciado en relación a la causa de Diana Quer.

Sin embargo, ha abogado por no "hacerse extraordinarias expectativas" por lo que pueda arrojar de luz la autopsia, ya que apunta la posibilidad de que sea difícil determinar "si hubo o no agresión sexual". Gumersindo Guinarte ha incidido en que el de Diana Quer se trata de "un caso difícil" porque estar "tan bajo la lupa de la opinión pública lo convierte en difícil".

No obstante, ha matizado que "a efectos de investigación no parece especialmente difícil; lo era hace cuatro días". Con todo, ha concluido que "desde el punto de vista jurídico" no parece "especialmente difícil". "Todas las decisiones tienen que ser muy medidas", ha sentenciado.

DISPLAY CONNECTORS, SL.