Público
Público

El empresario que acosó a Teresa Rodríguez se escuda en que fue una broma "porque es de Cádiz"

El empresario y exvocal de la Cámara de Comercio Manuel Muñoz Medina ha declarado este viernes ante el juez que instruye la denuncia de la líder de Podemos Andalucía por acoso al arrinconarla y simular besarla en un acto.

Publicidad
Media: 2
Votos: 2
Comentarios:

La portavoz de Podemos, Teresa Rodríguez, muestra un cartel en una de sus intervenciones durante la sesión de control al Gobierno que ha tenido lugar hoy en el Parlamento de Andalucía en Sevilla. /EFE

El empresario y exvocal de la Cámara de Comercio Manuel Muñoz Medina ha declarado este viernes ante el juez que instruye la denuncia de la líder de Podemos Andalucía Teresa Rodríguez por acoso al arrinconarla y simular besarla en un acto de la Cámara de Comercio que "le gastó la broma porque es de Cádiz".

"Le gasté la broma porque es de Cádiz y en Cádiz hacen chirigotas que se meten hasta con el Rey, si llega a ser de Checoslovaquia no se la gasto", ha relatado el empresario a la salida de su breve declaración -suspendida hasta en dos ocasiones- ante el juzgado de instrucción 11.

"Le gasté la broma porque es de Cádiz y en Cádiz hacen chirigotas que se meten hasta con el Rey, si llega a ser de Checoslovaquia no se la gasto"

Muñoz Medina ha reiterado sus disculpas a Rodríguez por "una broma que ha considerado de mal gusto", aunque ha considerado que la denuncia en sede judicial es "desproporcionada" y que "si hubiera sido un guardacoches no pasa esto", ha afirmado.

Ha lamentado que por esta denuncia "el presidente me echara de la Cámara de Comercio, eso sí es una espina que tengo clavada" si bien bromeó con que debido a la notoriedad alcanzada "mis ventas han subido un 1 % gracias a la señora Teresa Rodríguez".

Los hechos sucedieron el 20 de diciembre de 2016 cuando durante una recepción navideña celebrada en la Cámara de Comercio, a la que Rodríguez acudió como secretaria general de Podemos, ambos se cruzaron en una escalera y según la denuncia el empresario le espetó que la conocía de la televisión, la "empujó" contra la pared y poniendo su mano sobre la boca de la diputada simuló besarla.

La Fiscalía considera que estos hechos podrían ser constitutivos de un delito contra la libertad sexual y otro de atentado a la autoridad.

"Se ha declarado inocente", dice el abogado de Rodríguez

En los días posteriores, el empresario se disculpó públicamente y reconoció haber bebido, si bien el abogado de Teresa Rodríguez, Luis de los Santos, ha señalado que durante su declaración este viernes en el juzgado "se ha declarado inocente" ya que "ha dicho que su mano nunca llegó a tocar la boca de Teresa y que nunca la empujó" por lo que "ha pedido perdón por unos hechos distintos a los que en su día reconoció".

"Lo más sensato hubiera sido reconocer los hechos y cerrar este capítulo dieciochesco", ha asegurado, al afirmar que "hubiera habido acuerdo porque nosotros no estamos por hacer un espectáculo, hubiéramos llegado a una reparación simbólica".

Ante la declaración de Muñoz Medina alegando que le hizo la broma por ser de Cádiz y que si no hubiera sido la diputada no hubiera llegado a sede judicial, el abogado defendió que el objetivo es que este tipo de conductas "machistas" no se normalicen y ha rechazado que pasen como "bromas".

La defensa pide la declaración de Rodríguez

La defensa ha pedido la declaración de Rodríguez, rechazada por la Fiscalía y considerada innecesaria por el juez y pendiente de que la Audiencia Provincial resuelva un recurso de la defensa al respecto.

En este sentido, el letrado de Rodríguez ha afirmado que la diputada "no se niega a declarar, ya lo hizo ante la Policía Judicial" por lo que si la Audiencia Provincial estima el recurso "no hay inconveniente en venir a declarar" para ratificar la denuncia. El juzgado de instrucción 11 de Sevilla ha fijado el 4 de marzo como fecha límite para terminar la instrucción y determinar si se archiva la denuncia o se abre juicio oral.