Publicado: 23.09.2016 11:32 |Actualizado: 23.09.2016 11:39

Un estudio muestra las preferencias de los europeos a la hora de dar asilo a refugiados

Algunos de estos factores son las posibles contribuciones económicas que puedan aportar estas personas, las preocupaciones humanitarias sobre la legitimidad de sus solicitudes de asilo, y los prejuicios contra los musulmanes.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:
Refugiados georgianos.- EFE

Refugiados georgianos.- EFE

MADRID.- Los resultados de un estudio, llevado a cabo por investigadores de las Universidades de Stanford (EE UU), Zúrich (Suiza), y la London School of Economics, muestran que las preferencias de los europeos para dar el visto bueno a los solicitantes de asilo están motivadas por las posibles contribuciones económicas de estas personas, las preocupaciones humanitarias sobre la legitimidad de sus solicitudes de asilo, y los prejuicios contra los musulmanes.



En la actualidad, Europa se enfrenta a la mayor crisis de refugiados desde la Segunda Guerra Mundial. Los autores del trabajo, publicado en el último número de la revista Science, indican que las naciones europeas a las que los refugiados huyen deben decidir cómo cumplir con sus compromisos internacionales en relación con las solicitudes de asilo y, al mismo tiempo, desarrollar políticas de asilo que sean apoyadas por sus votantes nacionales. Esto último requiere una visión del perfil de los solicitantes de asilo que los europeos están dispuestos a aceptar, algo que hasta ahora no se había hecho.

Las preferencias parecen estar motivadas por tres factores: cuestiones económicas, humanitarias, y sentimiento antimusulmán

Para analizar los atributos específicos de los solicitantes de asilo que generan más apoyo, el equipo utilizó una gran encuesta on line, en la que se pedía a 18.000 potenciales votantes de quince países europeos que evaluaran 180.000 perfiles de solicitantes que variaban aleatoriamente con nueve atributos.Opinión favorable hacia las víctimas de tortura.

Las preferencias parecían estar motivadas por tres factores: cuestiones económicas, humanitarias y sentimiento antimusulmán. Por ejemplo, los solicitantes de asilo que anteriormente habían trabajado como médicos tenían más probabilidades (cerca de 13 puntos porcentuales) de ser aceptados en comparación con los solicitantes que habían estado en paro.

Además, los europeos se muestran más favorables hacia los refugiados víctimas de la tortura. Por su parte, los solicitantes musulmanes tienen menos probabilidades de ser aceptados que los cristianos con un perfil similar. Los resultados no se vieron influidos por la edad, la educación, los ingresos, la ideología política, ni variaban de forma significativa entre los distintos países encuestados, según el estudio.