Publicado: 23.09.2016 11:58 |Actualizado: 23.09.2016 11:58

La Guardia Civil halla un segundo bisonte decapitado en Valencia

El Seprona encuentra con vida a los otros dos que aún estaban desaparecidos y sigue investigando cómo se produjo el envenenamiento de la manada.

Publicidad
Media: 4.50
Votos: 2
Comentarios:
Ejemplares de bisonte europeo. EFE

Ejemplares de bisonte europeo. EFE

VALENCIA. -El Seprona de la Guardia Civil ha hallado decapitado a un segundo bisonte de la reserva de Valdeserrillas (Valencia) y ha encontrado vivos a los otros dos que todavía estaban desparecidos. 

El pasado viernes se halló decapitado a uno de estos animales, el más grande de la manada, y se dio la voz de alerta sobre la desaparición de otros tres ejemplares, uno de los cuales ha sido localizado también decapitado esta mañana.

Agentes del Servicio de Protección de la Naturaleza (Seprona) de la Guardia Civil están inspeccionando las fincas colindantes y hablando con agricultores y propietarios de los terrenos cercanos a la reserva.



El Seprona descubrió el martes una bola que podría contener veneno y se sospecha que los animales pudieron ser envenenados, según afirmó el delegado del Gobierno en la Comunitat Valenciana, Juan Carlos Moragues.

Esta mañana, el Seprona ha hallado al segundo bisonte muerto de Valdeserrillas, en Benagéber (Valencia), al que se había perdido el rastro desde el pasado viernes, junto a los otros dos bisontes encontrados vivos esta mañana, según fuentes de la Delegación del Gobierno.

Los otros cinco ejemplares de la manada, que se sospecha también pudieron beber o comer veneno, "están mejorando" su estado de salud, ya que se les está administrando un aporte vitamínico y consumen un alimento de calidad para coger peso de cara al invierno, ha explicado Rodolfo Navarro, responsable de comunicación del espacio natural.

La manada de la reserva de Valdeserrillas se componía de nueve ejemplares de bisonte europeo, que participaban en un proyecto de conservación.

La reserva acoge cuatro ejemplares en un proyecto de reintroducción de esta especie que llegaron desde Holanda el año pasado gracias a los esfuerzos de varios colectivos.

Desde Valdeserrillas se lleva a cabo una investigación a nivel europeo de una de las pocas manadas de bisonte europeo que quedan en todo el mundo y la única que coexiste en la vertiente mediterránea.

El proyecto recoge datos sobre su comportamiento tanto individual como en manada, la selección de alimento, refugio o las preferencias de ciertos recursos con los que interactúan con el fin de ayudar a optimizar los esfuerzos de los equipos nacionales e internacionales para preservar los escasos individuos que quedan en el planeta.

Desde 2011 el público general puede acceder a la reserva, en la que los animales están en semilibertad y donde pueden verse, además de los bisontes, búfalos, caballos, burros y ciervos, entre otros.