Público
Público

Juana Rivas no acude a declarar al Juzgado de Granada y podría ser detenida

Su expareja, condenado por maltrato que solicita la custodia de sus hijos, ya ha pedido al juez su detención, así como la "entrega inmediata" de los menores. 

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Juana Rivas /EUROPA PRESS

Juana Rivas continúa ilocalizable y no se ha presentado este martes a testificar en los juzgados. Por ello, podría ser detenida, tal como ya ha solicitado al juez su expareja, un maltratador que también pide la custodia de sus hijos, así como su "entrega inmediata".

La mujer de Maracena (Granada), que permanece en paradero desconocido desde que hace dos semanas incumpliera la orden judicial de entregar a sus hijos al padre, condenado en 2009 por maltrato, había sido citada a declarar junto a él este martes  ante el Juzgado de Instrucción 2 de Granada

Dicho juzgado se ha hecho cargo del procedimiento desde que el viernes 28 de julio el Juzgado de Primera Instancia 3 de Granada rechazó las medidas cautelares que solicitaba el padre, que incluían la detención de Juana, y derivó el caso al ámbito penal. 

Al no comparecer, Juana se puede exponer a una orden de detención y presentación

La comparecencia en sede judicial estaba prevista a partir de las 10,00 horas. Este tribunal se ha declarado hábil para este caso en el mes de agosto, después de que, en labores de guardia el pasado viernes 28 de julio, abriera diligencias previas para averiguar si la madre de Maracena ha podido cometer posibles delitos de desobediencia a la autoridad judicial; de sustracción interparental de menores y de violencia psicológica habitual contra los hijos.

Francesco Azcurri, su expareja, sí se ha presentado a la cita. El representante del progenitor, el abogado Adolfo Alonso, ha adelantado que solicitó "medidas de índole personal sobre ella" -es decir, su detención-, así como "la entrega inmediata" por mediación judicial de los dos menores al padre. También ha pedido que se celebre una "vistilla" y, si no prospera, que se emita una "orden de búsqueda y localización" para su puesta a disposición judicial. 

Franceso Arcuri, la expareja de Juana Rivas, a su llegada esta mañana al Juzgado de Instrucción EFE/Pepe Torres

No obstante, el letrado ha reiterado que es el juzgado el que dicta resoluciones. "No sé dónde está Juana ni los niños", ha sentenciado para explicar su "imposibilidad" para citarla, dado que Juana Rivas sigue en paradero desconocido. 

El abogado de Arcuri ha pedido además una orden para proteger a los dos menores y que impida la salida de los niños de la Unión Europea salvo que lo hagan con su padre. "No quiere decir que se vaya a acordar, será lo que decida el juez", ha recordado Alonso, que ha apuntado además que existe en este momento una "discusión procesal" sobre qué juzgado es competente.
Ha detallado que, por los delitos que se investigan, podría ahora pronunciarse el turno especial de violencia doméstica o el turno de instrucción normal.

A la espera de los jueces

Mientras, las dos partes continúan a la espera de que la Audiencia Provincial de Navarra se pronuncie sobre el incidente excepcional de nulidad presentado por Juana Rivas, que solicitaba la anulación de la sentencia del Juzgado de Primera Instancia 3 de Granada que obligaba a la madre a entregar a sus hijos al padre el pasado 26 de julio. El tribunal provincial está estudiando el asunto y no se pronunciará antes de este miércoles.

La asesora legal de Juana, Francisca Granados, ha afirmado que volverán a recurrir ante el Tribunal Constitucional si la Audiencia de Navarra no resuelve sus demandas. El Constitucional rechazó un recurso de amparo presentado por la madre alegando que no se habían agotado las vías judiciales previas. Sin embargo, los representantes legales de la madre mantienen las esperanzas puestas en el TC en el caso de que tengan que presentar un segundo recurso, ya que el Alto Tribunal se ha decidido en favor de la madre en casos similares anteriores.