Público
Público

Lince ibérico Unidos Podemos denuncia que el Gobierno no invierte lo que prometió para la protección del lince y le pide explicaciones

El Ejecutivo de Mariano Rajoy en 2015 anunció dos veces que invertiría 2,5 millones de euros en esta materia y, sin embargo, desde 2014 las partidas correspondientes "suman 500.000 euros".

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Lince Ibérico. EUROPA PRESS/IBERLINCE

Unidos Podemos ha pedido explicaciones al Gobierno al considerar que no está cumpliendo su compromiso presupuestario para la protección del lince ibérico, ya que, según ha explicado, en 2015 anunció dos veces que invertiría 2,5 millones de euros en esta materia y, sin embargo, desde 2014 las partidas correspondientes "suman 500.000 euros".

El portavoz de Medio Ambiente de la formación morada, el diputado de Equo Juantxo López de Uralde, ha señalado que actualmente no está en peligro la conservación de la especie, ya que el censo de 2016 arrojó una cifra de 475 linces, frente a los 500 que se han contabilizado el año pasado. Sin embargo, se ha mostrado preocupado por el aumento de las muertes evitables de este animal.

En concreto, denuncia que está subiendo el número de atropellos de linces, convirtíendose este suceso en "la primera causa de muerte" de esta especie. "Un total de 34 linces han muerto en España en 2017 (35 según la contabiilización realizada por Europa Press), 21 fueron atropellados y, al menos cinco, murieron a manos de los furtivos", alerta López de Uralde.

A su juicio, esta situación es "muy grave" y "supone ralentizar los esfuerzos realizados por diferentes colectivos ecologistas para sacar al lince ibérico de la categoría 'en peligro crítico' de extinción. En este sentido, recuerda que esta situación se podría solucionar con una mayor inversión del Gobierno en la protección de este animal.

2017, un año especialmente trágico para la especie

A través de una iniciativa registrada en el Congreso, recogida por Europa Press, el diputado plantea como ejemplo, la necesidad de terminar los puntos negros en diversas carreteras en donde se han contabilizado varias muertes de linces. Así, pone como ejemplo la A-IV, la N-420 y la A-301 en Andalucía, aunque las carreteras son competencia de Fomento, en donde han perecido hasta 12 linces.

Para solucionar esta cuestión, López de Uralde también cuestiona al Gobierno sobre sus intenciones de controlar estos puntos negros de las vías. Además, reclama información sobre los convenios firmados hasta la fecha para la protección del lince y cuáles de ellos están siendo ejecutados.

La Junta de Andalucía confirmó este lunes 8 de enero el primer lince muerto por atropello en 2018. El cadáver fue localizado este domingo, 7 de enero, en la A-316, a su paso por Torredelcampo (Jaén). 

Según se informa desde Iberlince, fue la Guardia Civil la que a través de llamada telefónica comunicó el hallazgo a los técnicos de la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio adscritos al programa LIFE+Iberlince el hallazgo del nuevo ejemplar muerto. En dicha llamada se notificó el atropello de un lince en la carretera A-316 en el punto kilómetro 58,700 dentro del término municipal de Torredelcampo.

El personal del proyecto LIFE+Iberlince comprobó que efectivamente se trataba de un ejemplar de lince ibérico, concretamente un macho juvenil sin radiomarcar. El cadáver ha sido trasladado al Centro de Análisis y Diagnóstico de la Fauna Silvestre (CAD) de la Junta de Andalucía donde se le practicara la necropsia.

En 2017 murieron un total de 35 linces en España y el 60 por ciento de los ejemplares fallecidos fueron atropellados y al menos cinco murieron por culpa de los furtivos, tras el hallazgo a finales de diciembre de una hembra tiroteada por técnicos del proyecto Life Iberlince en Villafranca de Córdoba.

Además, el Centro de Cría del Lince Ibérico de El Acebuche, ubicado en Almonte (Huelva) y referencia en el programa de cría en cautividad de la especie, hizo público el pasado 28 de diciembre que unos días antes había procedido a la eutanasia de la hembra de lince ibérico 'Boj', un ejemplar nacido en el medio natural hace 12 años y uno de los primeros ejemplares que formó parte del proyecto.