Publicado: 23.03.2016 09:27 |Actualizado: 23.03.2016 09:27

Un matrimonio gay reclama su hija subrogada en Tailandia a la madre gestante

La pareja formada por un estadounidense y un español reclaman la custodia de un bebé nacido del vientre de una madre tailandesa, fecundada con el esperma de uno de ellos.

Publicidad
Media: 3
Votos: 2
Comentarios:
El estadounidense Gordon Lake y su marido español Manuel Santos

El estadounidense Gordon Lake y su marido español Manuel Santos, junto a su otro hijo subrogado concebido hace más de dos años en India y quien se encuentra en la actualidad en España.

BANGKOK.- El estadounidense Gordon Lake y su marido español Manuel Santos reclamaron hoy la custodia de su hija subrogada, Carmen, que se disputan con la madre gestante tailandesa en un tribunal de Bangkok. Un magistrado del Tribunal Central Juvenil y de Familia empezó hoy a tomar declaración a Lake, padre biológico de la niña, y a su marido y en los próximos días también declarará la tailandesa Patidta Kusolsang, quien dio a luz a la menor fecundada.

"Tenemos fuerza, nos sentimos positivos y animados (...) El apoyo que nos han brindado los tailandeses durante más de un año de lucha ha sido maravilloso", apuntó Lake antes de entrar en los juzgados, en el norte de la capital tailandesa. El abogado del padre biológico se mostró confiado en que el fallo será favorable a los intereses de su representado.

"Para su mayor beneficio, Carmen debe quedarse con su padre verdadero y biológico, quien la ha cuidado desde su nacimiento", señaló el letrado Rachapol Sirikulchit. Las vistas continuarán mañana y el viernes con las declaraciones de otros cuatro testigos a petición del abogado de Lake. El miércoles y jueves de la semana que viene será el turno para la declaración de Patidta Kusolsang y sus testigos. El juez hará público su veredicto entre finales de abril y mediados de mayo.



Tras un proceso de subrogación que discurrió normalidad, el 17 de enero de 2015 nació Carmen Lake, concebida con el esperma de Gordon y el óvulo de una donante anónima y gestada por la tailandesa

Tras un proceso de subrogación que discurrió normalidad, el 17 de enero de 2015 nació Carmen Lake, concebida con el esperma de Gordon y el óvulo de una donante anónima y gestada por la tailandesa. Los problemas surgieron cuando Patidta, quien en el hospital firmó los papeles que le otorgan la paternidad a Lake, no acudió a la embajada de Estados Unidos en Bangkok para ultimar la documentación necesaria a fin de que la bebé pudiera salir de Tailandia.

El matrimonio Lake-Santos, quienes tienen otro hijo subrogado concebido hace más de dos años en India y quien se encuentra en la actualidad en España, han tratado de llegar a un acuerdo amistoso con Patidta, pero ante la falta de avances reclamaron la custodia en los tribunales. Patidta expresó por entonces sus reservas debido a que los padres "no son normales", en referencia a su orientación sexual, y una representante de la tailandesa llegó a insinuar que Lake y Santos eran traficantes de personas.

Ante las acusaciones, la pareja homosexual interpuso una denuncia por difamación que también se encuentra en los tribunales. El Parlamento tailandés, elegido a dedo por los militares, promulgó en febrero de 2015 leyes que prohíben a los extranjeros acceder a madres subrogadas, tras controvertidos incidentes con hijos subrogados de una pareja australiana y un japonés. La nueva normativa no afecta en principio al caso de Carmen, ya que nació antes de su aprobación.