Publicado: 02.01.2016 21:47 |Actualizado: 02.01.2016 21:47

Prisión para uno de los tres detenidos por la muerte del guineano en Roquetas de Mar

Amisau Méndez, de 41 años, fue apuñalado la madrugada del 25 de diciembre durante una discusión de tráfico en la calle Valle de Orotava, en el barrio Cortijos de Marín

Publicidad
Media: 5
Votos: 1
Comentarios:
Varios familiares de los tres detenidos esperan frente a los juzgados de Roquetas de Mar. EFE/Carlos Barba

Varios familiares de los tres detenidos esperan frente a los juzgados de Roquetas de Mar. EFE/Carlos Barba

ALMERÍA.- El Juzgado de Instrucción número 2 de Roquetas de Mar (Almería), en funciones de guardia, ha ordenado el ingreso en prisión provisional, comunicada y sin fianza para uno de los tres detenidos en relación con el homicidio de un guineano de 41 años ocurrido en la madrugada del 25 de diciembre.

Fuentes del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) han informado a Efe de que otros dos hombres han sido puestos en libertad con cargos y tendrán que comparecer periódicamente ante el juzgado.

Los tres detenidos, vecinos de Roquetas de Mar, pasaron a disposición judicial esta mañana tras haber sido detenidos el miércoles muy cerca del lugar de los hechos.



El Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 1 de Almería, encargado de la instrucción, mantiene el secreto del sumario sobre las actuaciones.

El delegado del Gobierno en Andalucía, Antonio Sanz, informó el pasado jueves en una rueda de prensa en Sevilla de que la operación sigue abierta, por lo que no se descartan detenciones de otros implicados en el homicidio.

Amisau Méndez, de 41 años, fue apuñalado la madrugada del 25 de diciembre durante una discusión de tráfico en la calle Valle de Orotava, en el barrio Cortijos de Marín de Roquetas de Mar.

La Guardia Civil estableció en la zona un despliegue que ha llegado a contar con 150 agentes, ya que tras los hechos se produjeron altercados en los que se detuvo a cuatro personas por romper escaparates o enfrentarse a la Guardia Civil y a la Policía Local del municipio almeriense.