Publicado: 01.07.2016 08:32 |Actualizado: 01.07.2016 08:32

Retiran botes de judías cocidas
y bacalao desalado sospechosos
de botulismo

Dos bomberos de Palafrugell que consumieron estos productos el pasado miércoles están hospitalizados en estado grave en el Hospital Josep Trueta de Girona

Publicidad
Media: 3
Votos: 1
Comentarios:

Barcelona, 30 jun (EFE).- La Agencia de Salud Pública de Catalunya ha ordenado retirar de la venta, por precaución, varios lotes de judías blancas cocidas y bacalao desmigado y desalado que se venden en toda España en supermercados al estar presuntamente relacionados con los dos casos de botulismo diagnosticados en Girona.

Según ha informado la Agencia de Salud Pública de Catalunya (ASPC), los dos productos fueron los que consumieron el pasado día 27 dos bomberos de Palafrugell (Girona) que están hospitalizados en estado grave en el Hospital Josep Trueta de Girona afectados por un brote de botulismo.



Según la ASPC, la incidencia se ha comunicado a través del Sistema de Intercambio Rápido de Información de alertas alimentarias (SCIRI) para el conocimiento del resto de las autoridades sanitarias del Estado.

Los lotes que se han ordenado retirar son judías cocidas en frasco de vidrio de 400 gramos envasados por Hermanos Cuevas S.A. y distribuidos por Bon Preu y Condis en Catalunya, y el bacalao desmigado desalado de 250 gramos marcas Bon Preu y Royal, envasados por Copesco & Sefrisa SA, que se vende en diferentes cadenas de supermercados.

Según ha informado la ASPC, los lotes de judías cocidas envasadas que se están investigando son: L-146-16, L-155-16, L-166-16, L-160-16, L-127-16, L-120-16, L-082-16, y L-116-16. Los lotes de bacalao desmigado desalado investigados son los numerados 6144b1-144, 6151b1-151, 6158b1-158, 6159b1-159, 6165b1-165, 6167b1-167, y 6172b1-172.

Los lotes se han distribuido en diferentes establecimientos de España y las empresas afectadas ya están procediendo a su retirada.

La Agencia de Salud Pública de Catalunya aconseja a las personas que tengan en su casa algún envase de estos productos, se abstengan de consumirlos preventivamente hasta que concluya la investigación del caso. Los servicios de inspección de la Agencia de Salud Pública de Catalunya y de la Agencia de Salud Pública de Barcelona llevan a cabo las actuaciones oportunas de control oficial en cuanto a la retirada del producto del mercado.

Dos bomberos de la Generalitat están hospitalizados en estado grave al sufrir una intoxicación de botulismo, al parecer por ingerir una comida, compuesta por judías cocidas y bacalao desmigado, que compartieron con otros compañeros en el parque de bomberos de Palafrugell (Girona), al que están adscritos. Los dos bomberos están ingresados en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) del Hospital Josep Trueta de Girona, afectados de botulismo, una enfermedad que no se detectaba en Catalunya desde el año 2011.

El botulismo es una intoxicación causada por la toxina botulínica, una neurotoxina bacteriana producida por la bacteria Clostridium botulinum, y la vía de intoxicación más común es la alimentaria, ya sea por ingestión de alimentos mal preparados o conservados de manera inapropiada.

La investigación que ha abierto la Agencia de Salud Pública de Catalunya se centra en la comida que compartieron los dos bomberos afectados el pasado lunes, con siete compañeros más, mientras estaban de guardia en el mismo parque de bomberos. De las nueve personas expuestas, sólo dos han desarrollado síntomas, que comenzaron el mismo lunes día 27 por la noche.

El martes acudieron a urgencias en el Hospital de Palamós, de donde fueron derivados al Hospital Josep Trueta de Girona, donde quedaron ingresados en la UCI en estado grave y pronóstico reservado.

Tradicionalmente, los brotes de botulismo, uno de los tóxicos naturales más potentes, se han asociado al consumo de conservas caseras.