A pesar de no ser tan conocida internacionalmente como la de algunos de sus países vecinos, la gastronomía filipina no dejará a nadie indiferente. Basada principalmente en arroz, carne, pescado y todo tipo de frutas tropicales podemos degustar un buen número de exóticos platos cocinados bajo una curiosa mezcla gracias a su influencia malaya, española y china. Es sabido que la mayoría de viajeros acuden al archipiélago filipino para disfrutar de su naturaleza, su gente, sus paradisiacas playas y sus fondos marinos, pero cuando el hambre aprieta hay que sentarse a la mesa y por eso publicaremos hoy un listado con diez imprescindibles del menú filipino, buen provecho.

1Lechón

Como su nombre indica es un cerdo asado y suele ser el plato principal en cualquier fiesta o celebración. Que nadie se extrañe si durante su viaje a Filipinas le invitan alguna vez a comer lechón, es un honor para el anfitrión y un placer para nuestro paladar. También se pueden comprar pequeñas porciones en cualquier puesto callejero de comida. Una vez abierto en canal y sacadas las entrañas se rellenará de hojas de tamarindo, hierbas de limón y cebollino. Tras coser el lechón con una vara de bambú introducida en su cuerpo para darle vueltas sobre leña o carbón hay que esperar unas seis horas para que esté listo. Su tierna carne y su corteza crujiente habrán adquirido un sabor delicioso.

AnteriorSiguiente

Compartir
Nómada del siglo XXI, sin residencia permanente, vivo viajando, viajo viviendo.

3 Comentarios

Deja un comentario